Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los socialistas desautorizan un comunicado de condena y apoyo

"El más profundo rechazo a la violencia que ha sido ejercida contra su población tanto en el Campamento Dignidad como en El Aaiún, incluyendo su más enérgica condena ante la pérdida de vidas humanas que se ha producido", decía el comunicado del Intergrupo del Sáhara que fue distribuido a primera hora de la mañana de ayer en el Congreso de los Diputados. Firmaban la nota PSOE, PP, CiU, PNV, IU y Grupo Mixto, es decir, todos los grupos representados en esa comisión.

No se mencionaba siquiera a Marruecos, pero iba mucho más allá de lo que han sostenido el PSOE y el Gobierno hasta ahora. Denunciaba también la "férrea censura que impide el ejercicio de las libertades básicas de reunión, expresión y opinión en los territorios ocupados del Sáhara Occidental, y que está siendo ejercida contra periodistas españoles, lo que impide una información transparente sobre la dramática situación que se vive en la zona".

El PSOE distribuyó esa nota, pero uno tras otro todos los demás partidos negaron haber suscrito el texto que los socialistas daban por consensuado. Por ejemplo, Gaspar Llamazares (IU) lamentaba que no se hiciera mención expresa a Marruecos o al supuesto genocidio contra los saharauis.

Otros grupos cuestionaban que haber recibido el viernes el texto, sin tener así ocasión de dar opinión o de hacer aportaciones o enmiendas; por todo ello, no lo suscribían.

Otras iniciativas

Además, la dirección del Grupo Socialista desautorizó poco después el comunicado. Según fuentes de ésta, la nota respondía a la iniciativa personal de la diputada socialista Fátima Aburto, y no contaba con autorización alguna del partido. Según la versión oficial del PSOE, el contenido del texto difundido no responde a la posición del partido ni del Gobierno.

Finalmente y aclarado todo este embrollo interno, el comunicado resultó no tener apoyo de ningún grupo, ni siquiera del PSOE, que es quien supuestamente lo había promovido y divulgado.

Quedan para las próximas semanas iniciativas como una proposición no de ley de ERC para condenar la actuación de Marruecos, y peticiones de comparecencia de la ministra de Asuntos Exteriores, Trinidad Jiménez, que permitirán el debate en la Cámara. Pero será imposible el consenso porque todos los grupos quieren ir más lejos que el PSOE en la condena de la actuación de Marruecos en el Sahara.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 16 de noviembre de 2010