Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El estudio Nitidus Arquitectes gana el concurso de la biblioteca provincial

El equipamiento se construirá en un solar vecino a la estación de França

Ya está, ya hay fumata blanca para que, por fin, las obras de la Biblioteca Pública del Estado en Barcelona puedan comenzar. El concurso de arquitectura convocado por el Ministerio de Cultura ya tiene ganador. Será una UTE formada por los estudios barceloneses Nitidus Arquitectes y Serveis d'Arquitectura Betarq la que levante lo que tiene que ser el equipamiento estrella del sistema de bibliotecas públicas de Barcelona.

Aunque el Ministerio de Cultura está llevando con mucho secretismo la adjudicación y se reserva para septiembre el anuncio oficial y la explicación del proyecto, del que de momento no ha trascendido ninguna imagen, la adjudicación ya se publicó el pasado mes de junio en la Plataforma de Contratación del Estado. La adjudicación es definitiva "para la redacción del proyecto básico, de ejecución y de actividad, realización de trabajos complementarios y dirección y coordinación de seguridad y salud en fase de ejecución de las obras de construcción de la nueva sede de la Biblioteca Pública del Estado en Barcelona". El coste del trabajo es de 1.560.200 euros. Se calcula que el presupuesto total de la biblioteca será de unos 40 millones de euros, que asume por completo el Ministerio de Cultura.

Nadie del estudio Nitidus, que dirige Josep Maria Miró, quiso ayer comentar las características del proyecto y se remitieron a la presentación oficial que se hará próximamente. El estudio de Miró ha participado en la realización del Teatro Municipal de Palafrugell, el IES de Santa Maria de Palautordera y el centro de enseñanza infantil de Figaró-Montmany. En estos momentos está trabajando en la ampliación del complejo de Can Llong del club Natación Sabadell, obra en la que colabora con Betarq, empresa especializada en todo tipo de servicios de arquitectura que, entre otros, ha participado en el proceso de construcción del hotel Vela.

La gran incógnita es ahora cómo será el proyecto ganador de este concurso al que concurrieron decenas de equipos. Han empezado a aparecer de forma tímida imágenes de los proyectos perdedores, algunas de las cuales pueden verse en Internet y blogs de estudios como Achikubik, cuya propuesta pretendía que el edificio fuera como una extensión del barrio de El Born; David Vizcaya, que planteó una enorme fachada hacia la avenida del Marqués de L'Argentera en la que proponía una gran pantalla electrónica, o Arquitectura G, estudio que planteaba un edificio traslúcido.

La biblioteca -que originalmente debía instalarse en el antiguo mercado de El Born aunque el hallazgo de los restos arqueológicos de la ciudad arrasada en el siglo XVIII originaron un cambio de ubicación- se levantará en un solar de 5.504 metros cuadrados situado entre la estación de França y el paseo de la Circumval·lació. Según se explicó en su día, está previsto que la superficie global del edificio sea de unos 18.000 metros cuadrados. Si todo funciona según los plazos previstos, las obras podrían comenzar este mismo otoño y estar finalizadas en 2012 o 2013.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 26 de agosto de 2010