Europa desatasca la financiación del reactor ITER con casi un 10% de rebaja

Tras varios meses de crisis financiera en el reactor de fusión ITER, cuyo presupuesto se ha multiplicado por tres respecto al inicialmente previsto, la Unión Europea acordó ayer dar luz verde a una contribución de 6.600 millones de euros en 10 años, en lugar de los 7.200 millones calculados previamente, lo que permite desatascar el proyecto. La UE (con Suiza con un estado especial) aporta el 45% del presupuesto de ITER, por lo que al subir la factura total desde 5.900 millones (según la evaluación de 2006) hasta los 15.000 millones actuales, tenía que asumir la mayor parte del incremento.

Algo más del 85% de la contribución europea al reactor de demostración de fusión nuclear se hace en especie, es decir, en equipos y construcciones que hacen empresas europeas. Esto ha permitido la rebaja de 600 millones, explica Montserrat Torné, directora general de Cooperación Internacional del Ministerio de Ciencia y Tecnología, que ha liderado el equipo de trabajo informal de los 27 países de la UE para buscar una solución al problema. La rebaja de casi el 10% ha sido aceptada también por Fusion for Energy, el organismo con sede en Barcelona que gestiona la participación europea en el proyecto.

Más información

"ITER sigue siendo viable desde el punto de vista del presupuesto, pero con reajustes", afirma Torné. "En el Consejo de Competitividad de mayo, bajo presidencia española, se trató el problema del proyecto y había países contrarios a desatascarlo; la ministra Cristina Garmendia propuso este equipo de trabajo informal para buscar una solución y lo hemos logrado". El acuerdo se cerró ayer mismo.

El siguiente paso será presentar la decisión de la UE oficialmente a los demás socios de ITER (EE UU, Japón, Rusia, Corea del Sur, China e India) en la reunión extraordinaria del 27 de julio, convocada precisamente para resolver el problema financiero de su mayor socio. Los recortes de cada socio, siempre y cuando se cumplan los objetivos y niveles de calidad del proyecto, no afectan al resto.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 01 de julio de 2010.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50