Vaivenes políticos tras la dimisión de Lourdes Fernández en Arco

El Ayuntamiento de Madrid no aprueba como relevo a Carlos Urroz, propuesto por Ifema, y quiere un sistema de elección en el que tomen parte los galeristas

Por esperada, la noticia no causó menor sorpresa. El mundo madrileño del arte contemporáneo pasó la jornada sumido en la estupefacción, sopesando las razones y la oportunidad de la decisión de Lourdes Fernández de presentar la dimisión como directora de Arco "por diferencias con Ifema". La dimisión llega sólo dos meses después de la última cita, la más crítica en los 30 años de historia de la feria. Mientras la ex gerente, quien según fuentes del sector tomó su decisión "hace días", mantuvo ayer su silencio "aconsejada por sus abogados", los galeristas hacían apuestas. E Ifema, también.

El candidato predilecto y que ya ha propuesto en algunos círculos Luis Eduardo Cortés, presidente ejecutivo del organismo ferial, dependiente en parte de la Comunidad de Madrid, era ayer Carlos Urroz, viejo conocido del arte capitalino, que fue subdirector de Arco en la anterior era de Rosina Gómez Baeza. Urroz ya sonó como posible candidato cuando Fernández tomó las riendas y actualmente dirige Urroz Proyectos, que asesora en asuntos creativos a diversas instituciones, como la Comunidad de Madrid o la de Murcia. A primera hora de la mañana, Urroz aseguró a este diario: "No puedo decir nada oficialmente. Sigo trabajando en MadridFoto y en la Comunidad".

Más información

Su nombre, que despierta la confianza de la mayoría de los galeristas "por su carácter conciliador", no satisface, sin embargo, al Ayuntamiento. O al menos la manera en la que presumiblemente se elegiría. Así que puede que se avecine un nuevo lío entre ambas administraciones regionales.

La propuesta de Cortés, que debería aprobarse en un comité ejecutivo de Ifema (la próxima sesión ordinaria es a final de mes), ha sido ya rechazada por el Ayuntamiento y parece que tampoco acaba de convencer al gobierno regional, aunque de forma oficial asegura que dejará que Cortés tome la decisión que crea oportuna de forma autónoma.

El entorno de Gallardón, sin embargo, quiere que el nuevo director salga de una decisión consensuada con los profesionales del sector, es decir, con los galeristas, y que los candidatos al puesto emerjan también de la propuesta de una consultora externa. De este modo, creen, no se pondría en riesgo la estabilidad de una cita que aporta a la capital de España un enorme prestigio e imagen en el exterior del país.

Sea como sea, lo que propios y extraños daban ayer por hecho era la dimisión de los miembros del comité asesor de galerías de la feria, parte del equipo de Lourdes Fernández y protagonistas de los encontronazos de los últimos meses con Cortés y que acabaron por provocar, poco antes de la última edición de la feria, la peor crisis que se le recuerda a Arco en sus casi tres décadas de vida. El comité, algunos de cuyos miembros conocieron la noticia mientras se encontraban en Berlín, "desconocían" la inminencia de la decisión de Fernández. Y prevén reunirse con Ifema mañana, pese a que anoche aún no tenían fehaciencia de la cita. En esa reunión, muy previsiblemente, los galeristas implicados (Elvira González, Elba Benítez, Angel Samblancat, Pedro Carrera, Pep Benlloch y José Martínez Calvo) seguirán los pasos de la directora.

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0005, 05 de mayo de 2010.

Lo más visto en...

Top 50