Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Almodóvar, sobre su nueva película: "Será de terror, sin gritos ni sustos"

El cineasta se reencuentra con Antonio Banderas 21 años después de 'Átame' - El actor protagonizará 'La piel que habito', sin Penélope Cruz en el reparto

Uno de los reencuentros más esperados del cine español, el del cineasta Pedro Almodóvar y el actor Antonio Banderas, ya tiene fecha y película. La piel que habito, una historia que desde hace 10 años ronda al cineasta, se rodará por fin este verano con el actor malagueño como protagonista. "Será una historia de terror, pero sin gritos ni sustos", declaraba el martes Almodóvar, que, 21 años después de Átame,volverá a dirigir al que fue su actor fetiche.

"Es difícil definirla", añade el cineasta sobre su nueva película, "y aunque sí, se acerca al género de terror -algo que me apetece mucho porque nunca lo he tocado-, no respetaré ninguna de sus reglas. En cualquier caso, es la película más dura que he escrito y el personaje de Banderas es brutal. Un hombre que encarna el abuso de poder más absoluto, sin ningún escrúpulo. Un ser terrible que se cruza con otro personaje con una capacidad indescriptible de supervivencia y al que somete a unas pruebas que yo no había pensado que podría escribir jamás".

La piel que habito, título del guión y de momento de la película, es un proyecto inspirado inicialmente en la novela Tarántula, de Thierry Jonquet. La historia narra la venganza de un cirujano plástico contra el hombre que ha violado a su hija. Durante los últimos años, el cineasta ha escrito hasta nueve versiones. "Si por fin la voy a rodar es porque he conseguido resolver los enormes problemas que me suponía adaptarla. Soy muy tenaz y por algún motivo profundo esta es una historia que no he podido abandonar. Escribía y reescribía y desde Todo sobre mi madre acudía a su cita sin demasiadas esperanzas, pero intentando solucionar los problemas que me planteaba una y otra vez. No podía olvidarla, no me dejaba en paz".

Almodóvar tenía previsto anunciar el filme y su reparto la próxima semana en el Festival de Cannes, pero Banderas se adelantaba ayer en unas declaraciones a un diario ruso. "Antonio está impaciente y puedo entenderlo, ha tenido que retrasar su vuelta a Broadway por la película y también ha tenido que rechazar otros trabajos importantes y, pese a la ley del silencio que le habíamos impuesto, no ha podido callar más". Sobre el resto del reparto (todavía en fase de pruebas), sólo se sabe que Penélope Cruz (cuyo nombre se barajó hace tiempo para este proyecto) no estará: "Según se ha ido desarrollando la historia he dejado de verla para el papel, pero no pasa nada porque la voy a seguir viendo para muchos otros papeles. Debe ser por los años, pero tengo muchas historias que quiero rodar. Sin ir más lejos, ahora mismo en el cajón tengo cuatro guiones en proceso de desarrollo".

Banderas y Almodóvar se reencontraron hace dos meses para cerrar el contrato de un rodaje que se prolongará durante 10 semanas y del que un 60% será en estudio y el resto en dos importantes localizaciones no urbanas. Según evoca el director, la emoción fue descubrir que 20 años no son nada: "Es tan listo que llegó y parecía exactamente el mismo que se fue. Desde que entró era como si hubiésemos terminado Átame la noche anterior. Los dos hemos cambiado, pero la sensación del paso del tiempo se había borrado. Esa sensación me ha llenado de seguridad".

Pero si Átame era una historia de amor loco, un cuento de hadas en el que Banderas interpretaba a un tipo marginado, el protagonista de La piel que habito es un hombre poderoso. "Podía haber seguido en esa línea del tipo pueril pero con una capacidad de seducción arrolladora, pero este es un psicópata real, y Antonio, con sus 50 años, es perfecto para este ejercicio tan diferente a todo lo que he hecho hasta ahora".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 5 de mayo de 2010