Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
El sumario de Gürtel acorrala al PP

La Perla adjudicó 180.000 euros a dedo a la trama

Milagrosa Martínez asumió tres facturas por servicios contratados sin concurso

Milagrosa Martínez, presidenta de las Cortes valencianas, vulneró la ley de contratos públicos al menos en tres ocasiones para adjudicar 180.000 euros a dedo a las empresas Easy Concept y Orange Market -dos sociedades de la trama corrupta organizada por Francisco Correa-, cuando ejercía como consejera de Turismo del Gobierno de Francisco Camps entre agosto de 2004 y julio de 2007. Álvaro Pérez, gerente de Orange Market, correspondió a Martínez, a la que se refería como La Perla, con un reloj de 2.400 euros.

Orange Market ya se había hecho con el pabellón de la Comunidad Valenciana en Fitur 2005 por 1.020.000 euros en un concurso de la Agencia Valenciana de Turismo (AVT) que presidía Milagrosa Martínez.

Facturaron 30.000 euros por instalar 15 expositores de nueve metros

Pero la trama se cebó en esa feria. Easy Concept presentó el 25 de abril a la AVT una factura de 30.000 euros por instalar 15 expositores de nueve metros cuadrados en la misma feria.

Rafael Betoret, director de gabinete de la entonces consejera de Turismo, justificó el gasto "debido al número de solicitudes de municipios de interior que querían estar presentes".

Betoret estuvo imputado en la misma causa que Francisco Camps por haber recibido supuestamente una serie de trajes de la trama corrupta.

El 6 de mayo, Orange Market presentó otras dos facturas de 119.035 y 30.000 euros, respectivamente, por organizar un almuerzo para 1.400 comensales que ofreció el presidente de la Generalitat "a todos los expositores y representantes públicos valencianos desplazados a Madrid" con ocasión de Fitur, según Betoret.

Las dos facturas corresponden a los mismos gastos de montaje del comedor improvisado, desde la compra de 3.200 metros cuadrados de moqueta, a la construcción de jardineras. Los contratos públicos superiores a 120.000 euros requieren la calificación previa de la empresa proveedora.

Betoret alegó, en dos escritos idénticos, que hubo que improvisar porque la sala multiusos del recinto ferial de Madrid se quedaba pequeña y se alquiló y acondicionó de urgencia un local en otro pabellón.

Martínez ordenó el pago de las tres facturas en sendos escritos del 27 de julio de 2005 en los que asumió "las obligaciones contraídas sin que se cumpliesen los trámites que exige la ley de contratos de las administraciones públicas a que debía haberse sometido dicho gasto".

Ángel Luna, portavoz socialista en las Cortes valencianas, apuntó el "sorprendente celo" de Martínez a la hora de impedir a la oposición parlamentaria acceso a los expedientes de contratos con empresas de la red Gürtel. "Siempre pensamos que obedecía órdenes de Camps en su labor obstruccionista, pero ante las revelaciones sobre sus relaciones con la trama Gürtel y de sus adjudicaciones a empresas corruptas se comprueba su interés personal", comentó Luna. Martínez ha frenado la tramitación de centenares de preguntas de la oposición parlamentaria en las Cortes valencianas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 10 de abril de 2010