Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Alerta sanitaria

El miedo a la pandemia asusta a las Bolsas y amenaza la economía

El sector turístico sufre fuertes bajadas y algunas farmacéuticas se revalorizan

No hay duda de que un estallido de gripe porcina repercutiría negativamente en la economía. Ésta es la opinión que el ministro de Finanzas mexicano expuso ayer en la reunión de primavera del Fondo Monetario Internacional en Washington, y se suma a la de varios analistas que ven en la posible pandemia una traba para salir de la crisis. El Banco Mundial predice que el coste económico de una pandemia ascendería a tres billones de dólares (unos 2,3 billones de euros) y provocaría una caída del PIB mundial del 5%. Las Bolsas respondieron a estas previsiones e iniciaron la sesión con fuertes bajadas.

"Los mercados son sensibles a este tipo de incertidumbres, pero suele afectar a corto plazo. La experiencia nos dice que es algo temporal", explica José Luis Barrera, director de Análisis de Banesto Bolsa. Y ciertamente, los principales índices bursátiles fueron recuperándose a lo largo del día, aunque no lo hicieron algunos sectores, como el turístico y el alimenticio. "El sector turístico, en términos generales, siempre sufre con estas reacciones, y el mercado español es bastante sensible a lo que ocurra en América Latina", prosigue. Iberia cayó un 6,6% mientras que Sol Meliá, la cadena hotelera, lo hizo todavía más, casi un 13%. Las caídas, sin embargo, no afectaron a todas las compañías. NH Hoteles tiene 17 hoteles y el 7,4% de su capacidad en México. Ayer subió hasta un 6%. Sol Meliá tiene nueve hoteles. "NH abarca un turismo profesional, no vacacional como Sol Meliá, que es el más afectado en estos casos", explica Ramón Carrasco, analista de Fortis. Por otro lado, la constructora OHL, que opera el segundo mayor aeropuerto mexicano y varias autopistas, apenas bajó un 1%. Halcón Viajes o Grupo Marsans, empresas españolas con intereses en el país, no cotizan y no se puede medir su exposición.

El Banco Mundial cifra en 2,3 billones de euros el coste de una epidemia

Iberia cae un 6,6% y la cadena hotelera Sol Meliá casi un 13%

El miedo a que el turismo vacacional se retraiga afectó también a otras aerolíneas, como la estadounidense Delta Airlines (-14,34%) o US Airlines Group (-16,94%). La mayor cadena hotelera de EE UU, Marriot International se llegó a dejar un 5,07% y Carnival Corp, el mayor operador de cruceros, retrocedió un 13,51%. Pero todavía hay más. Smithfields Food, un distribuidor cárnico con participación en Campofrío, se hundió hasta un 15%. Por el otro lado, Pescanova, la marca de pescado congelado, llegó a subir un 3%, "una reacción habitual cuando hay crisis alimenticias que afectan a la carne", explica Barrera.

Pero en estas circunstancias, igual que sucedió con el brote de gripe aviar de 2003, hay empresas que sacan partido. Se trata de las farmacéuticas que poseen medicamentos para este tipo de enfermedades, como la suiza Roche o la americana Glaxo, que llegaron a subir ambas más de un 5%. Las acciones de Roche se dispararon. La compañía dijo que estaba aumentando la producción de Tamiflu, el medicamento que se ha demostrado eficaz contra el nuevo brote de gripe. Pero una portavoz aclaró que el proceso de elaboración hasta su entrega, según recoge Bloomberg, dura ocho meses.

México sufrió especialmente la respuesta de su mercado. Su índice bursátil se dejaba un 3,34% a última hora de la tarde de ayer. Su divisa experimentó la mayor caída en cuatro meses, hasta los 13,9 pesos por dólar.

Carrasco no considera que las pérdidas en España deban buscar un origen sanitario. "La bolsa ha subido la última semana y hoy era día para recoger beneficios", explica. Pero incluye al sector bancario como posible víctima del brote. "BBVA y, en menor medida Grupo Santander, pueden haber notado los efectos porque un incidente así siempre cierra los mercados".

El aluvión de pérdidas no tiene por qué ser un drama, sino que puede ser una oportunidad de inversión. Thomas Lee, jefe de estrategia de JPMorgan explica a Bloomberg que el brote de gripe aviar en 2003 terminó siendo "una excelente oportunidad para comprar acciones. Esta es seguramente una situación similar", explica. El índice mundial MSCI, que ofrece una media entre los principales mercados del mundo, se hundió un 4,1% en los 10 días posteriores al 26 de febrero de 2003, cuando se conoció el primer caso de contagio de gripe aviar. Los mercados borraron esas pérdidas en tres días.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 28 de abril de 2009