Malaria para todos

Bill Gates engaña y revuelve a los asistentes a un congreso al abrir un frasco con mosquitos corrientes - "Es injusto que sólo los pobres se infecten", dijo

"Los mosquitos transmiten la malaria. He traído algunos, y los voy a dejar que pululen por aquí. Es injusto que sólo los pobres se infecten". Dicho y hecho, Bill Gates, fundador de Microsoft, millonario y filántropo, abrió un bote de cristal y dejó que unos cuantos insectos emprendieran el vuelo. Atónitos, los asistentes a la Conferencia TED 2009 en Long Beach (California) se revolvieron en sus asientos. El selecto público, un grupo de empresarios, informáticos y personalidades que son invitados expresamente para debatir sobre Tecnología, Entretenimiento y Diseño, las siglas de la reunión, no tenían muy claro qué estaba sucediendo, según han contado varios bloggers. Al minuto, más o menos, Gates les tranquilizó y les dijo que no se preocuparan, que los mosquitos que había liberado no transmitían ninguna enfermedad.

Pero ya había logrado su efecto: que todas aquellas personalidades pensaran sobre la malaria, una enfermedad a la que los investigadores "dedican menos dinero que a combatir la calvicie", según dijo Gates.

El coordinador de la jornada, Chris Anderson, contraatacó ante la escenificación: "El titular de esta conferencia será que Bill Gates ha liberado más bugs", la palabra inglesa que significa tanto bichos como, en jerga informática, fallos o problemas con los programas.

Pero Anderson se equivocó, y Gates, una vez más, se salió con la suya. Los asistentes -todos informatizados, con blogs o perfiles en webs- acogieron con entusiasmo la provocación del filántropo, que aprovechó una conferencia teóricamente dedicada a lo que en inglés se denomina reboot (renovar o actualizar un equipo informático) para elevar el listón, y hablar de una nueva propuesta para mejorar la situación de la humanidad.

El millonario y su esposa Melinda, a través de su fundación, han hecho de la lucha contra esta enfermedad una de sus prioridades. La malaria afecta cada año a unos 250 millones de personas, de las que mueren casi 900.000, la mayoría niños. Los Gates son uno de los financiadores de la vacuna pediátrica que investiga el español Pedro Alonso, y que va a entrar en lo que se denomina fase III, es decir, ensayos ya en gran escala. Con ello se da el último paso antes de la comercialización de la vacuna.

El pasado mes de septiembre anunciaron una nueva donación, de 163 millones de dólares (unos 130 millones de euros), para su investigación. "Sólo llamando la atención de la gente se pueden conseguir retos tan importantes como erradicar la enfermedad", dijo. Con su actuación, seguro que a más de uno la idea se le quedó zumbando en la cabeza.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS