Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Parlamento aprueba un presupuesto que la crisis ya ha dejado obsoleto

El PSE justifica su cuarto apoyo consecutivo en su voluntad de "entendimiento"

El Parlamento aprobó ayer en el último pleno de la legislatura una ley de Presupuestos cuyas previsiones han quedado ya obsoletas por el rápido deterioro de la economía debido a la crisis, como llegó a reconocer el PSE en el curso del debate. Pese a ello, los socialistas dieron sus votos a unas cuentas del tripartito presidido por Juan José Ibarretxe por cuarta vez consecutiva, postura que su parlamentaria Joana Madrigal justificó en el hecho de que la ley aporta "soluciones" y en su voluntad de "entendimiento". Será la última foto de un acuerdo que socialistas y PNV se hagan juntos a menos de tres meses de que ambos partidos se disputen la presidencia vasca en las urnas. La ley salió adelante con los 48 votos que sumaron PNV, EA, EB y PSE frente a los 24 de populares, EHAK y Aralar. Faltaron tres parlamentarios.

El PSE recalca que sólo Zenarruzabeitia se cree la previsión de crecimiento

El Gobierno aprueba hoy financiar a las 'pymes' con otros 500 millones

Pese a que la ley nace con voluntad manifiesta de hacer frente a la crisis, el escenario que dibuja ya está caduco. La tasa de paro que prevé, un 4,3%, ha sido corregida de forma pública por el propio lehendakari, quien teme que pueda llegar al entorno del 8%. La recaudación tributaria de las tres Haciendas forales, de la que el Gobierno recibe el dinero que le permite funcionar, se desploma desde el verano. Claramente, no podrá cumplir, como ya reconocen las diputaciones, la previsión para 2009 (un total de 13.590 millones, de los que 8.848,6 irán al Gabinete, cifra incluida en el presupuesto) que hizo en octubre pasado el Consejo Vasco de Finanzas, que reúne a Ejecutivo e instituciones forales. En los once primeros meses de este año la recaudación de las Haciendas provinciales ha caído 580 millones con respecto a igual periodo de 2007.

La previsión de crecimiento del PIB ya para el cierre de este año (un 2,3%) parece igualmente un objetivo imposible, pues exigiría que en el cuarto trimestre se doblase la subida registrada en el tercero, un 0,3%. Las cuentas apuntan que la economía subirá en 2009 un 1,5%, lo que "nadie salvo la vicelehendakari se cree", apuntó Madrigal. Distintos agentes y especialistas económicos la rebajan a menos de la mitad.

Todo el debate, "tedioso", en palabras de varios parlamentarios, estuvo marcado por la crisis. Para el tripartito, el esfuerzo presupuestario resulta suficiente; los socialistas consideran que es mejor que nada, aunque no asuma la realidad, y los populares opinan que no se hace nada y las cuentas dan la espalda a lo que está ocurriendo. El grupo de la ilegalizada EHAK volvió a centrar su discurso en el "conflicto" y sus demandas de autodeterminación y territorialidad.

La socialista Joana Madrigal justificó el voto favorable de su grupo en la voluntad de "entendimiento" del PSE y el anuncio del presidente del Gobierno central, José Luis Rodríguez Zapatero, de que los socialistas apoyarán las cuentas de todas las administraciones para hacer frente a la crisis. Sus argumentos no agradaron a los populares, cuyo portavoz en el debate, Antón Damborenea, sostuvo que toda la legislatura ha habido un pacto PNV-PSOE por el que se intercambiaban apoyos en los parlamentos de Madrid y Vitoria.

Las fuerzas del tripartito se esforzaron en mantener que las cuentas son anticíclicas y buscan que no caiga el gasto social. El presupuesto para el próximo ejercicio asciende hasta los 10.487 millones de euros, un 5,5% más que el año actual. Las mayores partidas se destinarán a Sanidad y Educación (ver gráfico). El Gobierno recurrirá para hacer frente a este esfuerzo a un endeudamiento de 300 millones de euros netos, un 1.200% más que en 2008. Las partidas incluidas por el pacto con los socialistas suponen 46,2 millones para el año entrante.

Con la ley aprobada, la vicelehendakari, Idoia Zenarruzabeitia, quien no participó en el debate, quiso hacer una declaración, en la que no admitió preguntas. Repasó las diversas iniciativas contra la crisis puestas en marcha por el tripartito. Recordó el acuerdo interinstitucional aprobado en junio pasado, que recoge diversas inversiones, la mayoría ya previstas, además de la creación del Instituto Vasco de Finanzas y de una línea de financiación para pymes dotada con 500 millones de euros, que será aprobada hoy por el Consejo de Gobierno.

Partidas incluidas por los socialistas

- Cobertura de la aplicación ley de Garantía de Ingresos: 8,5 millones de euros.

- Dotación del fondo del pago de pensiones tras el divorcio: 250.000 euros.

- Inversiones en municipios: 15,2 millones.

- Investigación, innovación y tecnología: nueve millones.

- Equipamiento sanitario: cinco millones.

- Proyectos concretos en 16 municipios, todos gobernados por el PSE (Vitoria, San Sebastián, Lasarte, Rentería, Irún, Andoain, Eibar, Zumarraga, Barakaldo, Ermua, Portugalete, Sestao, Ribera Baja, Iruña de Oca, Elciego y Moreda): 6,2 millones.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 30 de diciembre de 2008

Más información