Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Cuba da su aprobación al Che de Soderbergh

El público cubano dio su aprobación a Benicio del Toro y al Che que encarna en El argentino y Guerrilla, las dos polémicas películas del director estadounidense Steven Soderbergh, criticadas en Miami por procastristas y vistas con reservas en la Cuba oficial por considerarlas superficiales. Los filmes, sin embargo, pasaron en La Habana la prueba de fuego. Su primera proyección, el sábado, en el cine Yara, puede considerarse exitosa, ya que era bien fácil pinchar con una historia tan politizada y en la que muchos de sus protagonistas están vivitos y coleando, y además al mando, como Fidel y Raúl Castro.

Grandes colas, empujones para entrar, risitas durante la proyección y aplausos -moderados- caracterizaron el maratón de cuatro horas, pues ambas películas se exhibieron de corrido. El gran triunfador, Benicio del Toro, que recibió una gran ovación cuando presentó las películas en compañía del brasileño Rodrigo Santoro y los cubanos Jorge Perugorría y Vladimir Cruz. "Es un privilegio estar aquí presentando la película", dijo. "Se cierra un círculo y parecía que era difícil cerrarlo".

Entre el público estuvieron presentes varios protagonistas de la historia real: los hoy generales Rogelio y Enrique Acevedo, que formaron parte de la tropa del Che en la Sierra Maestra, y el coronel Leonardo Tamayo, uno de los tres supervivientes cubanos de la guerrilla de Bolivia. El diario Granma criticó la superficialidad del tratamiento de muchos personajes, en especial "el Fidel que interpreta

Demián Bechir", al que, dice, "le falta carisma y profundidad". La gente, sin embargo, disfrutó.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 8 de diciembre de 2008