Europa reanuda tras cinco años de vacío la cooperación con Cuba

La UE envía dos millones para ayudar a las víctimas de los huracanes

Cuba y la Unión Europea restablecieron ayer las actividades de cooperación bilateral, en un paso más de acercamiento tras el levantamiento definitivo de las sanciones impuestas por Bruselas en 2003 a raíz del encarcelamiento de 75 opositores en la isla. La reanudación de la cooperación, interrumpida unilateralmente por el Gobierno cubano como respuesta a las sanciones, se formalizó durante una visita a La Habana del comisario europeo para el Desarrollo y la Ayuda Humanitaria, Louis Michel, que con su viaje pretende dar un espaldarazo al diálogo político con Cuba.

El comisario europeo Louis Michel no visitará a disidentes en La Habana

Michel aseguró que el primer resultado del restablecimiento de la cooperación será el envío inmediato de dos millones de euros en ayuda de emergencia para enfrentar los efectos de los huracanes Ike y Gustav, que arrasaron la isla el mes pasado. En 2009, las ayudas con el mismo fin se moverán entre los 25 y los 30 millones de euros, anunció.

La cooperación, tema estrella del viaje de Michel, es sólo un aspecto de las delicadas relaciones entre Cuba y la UE y de la propia visita del comisario. Según los analistas cubanos, lo que está en juego en realidad es apuntalar un diálogo político bilateral, que acaba de empezar y tiene muchos enemigos, y que algunos ven como una apuesta estratégica en estos delicados momentos en los que se decide el futuro de Cuba.

"Hemos constatado la voluntad de profundizar un diálogo constructivo y respetuoso que debe basarse en el respeto estricto, sin ningún tabú", dijo Michel tras firmar el acuerdo. El comisario se pronunció por impulsar "una relación, fuerte, estratégica, útil, positiva y respetuosa", mientras que el ministro cubano de Exteriores, Felipe Pérez Roque, consideró que "ha habido un avance importante en las relaciones entre la UE y Cuba", aunque "quedan cosas por hacer y cosas por rectificar", entre ellas la llamada Posición Común.

Michel llegó a La Habana una semana después del primer encuentro de alto nivel celebrado desde 2003 entre Cuba y la UE, representadas por Pérez Roque y sus homólogos de Francia, Bernard Kouchner, y de la República Checa, Karel Schwarzenberg, además del propio comisario.

La cooperación que se restablece es la que ofrece la Comisión Europea. De momento, no se levanta el veto a los programas de otros países miembros. Cuba sólo ha aceptado hasta ahora la ayuda de España y Bélgica, aunque el pasado lunes, tras la firma de un plan de reconstrucción de 24,5 millones de euros con el Gobierno español, el viceministro cubano de Inversión Extranjera, Ricardo Guerrero, dijo que la isla esta "dispuesta a recibir cooperación de cualquier país, siempre y cuando no sea condicionada y no implique la intromisión en los asuntos internos de Cuba".

Durante su viaje, Michel no se reunirá con miembros de la oposición cubana, que mayoritariamente critican el diálogo con Cuba si no tiene como contrapartida la liberación de presos políticos. De los 75 encarcelados en 2003, 55 permanecen en prisión. El comisario europeo se reunió también con el vicepresidente primero del Consejo de Ministros, Ricardo Cabrisas, y visitó zonas afectadas por el paso de los ciclones.

* Este artículo apareció en la edición impresa del jueves, 23 de octubre de 2008.

Lo más visto en...

Top 50