Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una joven maltratada muere a cuchilladas en Madrid

La policía halla el cuerpo tres semanas después del crimen

Natalia Sulzhenko, una mujer de origen ruso de 27 años, fue hallada muerta a cuchilladas la madrugada del jueves en su domicilio, en el centro de Madrid, después de que sus familiares y conocidos denunciaran su desaparición. La víctima, según fuentes de la investigación, llevaba unas tres semanas muerta. Los amigos y familiares acudieron al Servicio de Atención a la Mujer (SAM) de la Jefatura Superior de Policía de Madrid y denunciaron que hacía un tiempo que no tenían noticias de ella. También les explicaron que Sulzhenko era maltratada de forma habitual por el marido al que los investigadores del crimen intentaban ayer localizar. Según fuentes policiales, la mujer nunca lo había denunciado.

Los agentes acudieron al domicilio de la víctima, en el número 13 de la avenida de Reina Victoria, en el distrito madrileño de Moncloa. Tras obtener el preceptivo mandamiento judicial, abrieron la puerta y comprobaron que estaba muerta, en avanzado estado de descomposición. Había sido acuchillada varias veces.

"No hemos escuchado nada extraño. Era una vecina con la que teníamos poca relación", comentó un residente en el portal del edificio. Varios vecinos destacaron que en los últimos días habían notado que salía un hedor de la vivienda donde residía la víctima, pero nadie avisó a los servicios de emergencia.

El cadáver de Natalia Sulzhenko fue trasladado al Instituto Anatómico Forense, donde ayer se le practicó la autopsia. Ningún familiar ni amigo había reclamado a mediodía el cadáver, según fuentes judiciales. La fallecida trabajaba como limpiadora en el mismo edificio donde vivía.

Los agentes del Grupo X de Homicidios de Madrid están tras la pista del marido de la víctima, un hombre de nacionalidad argentina de 45 años llamado Jorge. Éste regenta un bar de copas en la zona de Huertas, según explicó una amiga de la fallecida a Europa Press. La mujer residía en España desde 2005 y tenía un hijo con el que quería regresar a su país. Viajó por última vez a Rusia el pasado julio.

En lo que va de año, 61 mujeres han sido asesinadas en España por violencia machista.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 18 de octubre de 2008