Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Patrimonio obliga a demoler 67 viviendas del hermano del ex alcalde de Ortigueira

El Ayuntamiento dio licencia a la inmobiliaria para construir junto a un castro

La concesión de licencia a su hermano para construir 67 viviendas en el entorno del castro del Campo da Torre, en Ortigueira, ha acabado en multa y orden de restitución de la legalidad urbanística. El anterior gobierno local del PP, presidido por Antonio Campo, autorizó en agosto de 2006 a la inmobiliaria Os Celtas, de la que su hermano José es administrador, a construir en una zona pegada a los restos del castro.

La Dirección Xeral de Patrimonio Cultural de la Xunta acaba de decretar una sanción de 24.000 euros al ayuntamiento, al que obliga a restituir la legalidad urbanística.

El Campo da Torre es un elemento emblemático que confiere carácter singular al paisaje de Ortigueira, y también un apetitoso pedazo de terreno próximo al mar. Su interés arqueológico se reconoce en el catálogo de bienes patrimoniales del planeamiento de Ortigueira, del que deriva su protección por la Ley del Patrimonio de Galicia. Además, la normativa municipal prohíbe cualquier tipo de construcción en un radio de 100 metros alrededor de una zona arqueológica catalogada.

Pese a ello, los técnicos de la Consellería de Cultura constataron en agosto pasado "la afectación del yacimiento arqueológico" por las obras de la inmobiliaria del hermano del entonces aún alcalde. Su informe recoge que se llevaron a cabo obras de desmonte y construcción de cimentaciones y muros pantalla para la estructura de las viviendas, "afectando a la ladera del Castro de Campo da Torre por su vertiente norte, en terrenos situados dentro del entorno de respeto del yacimiento arqueológico catalogado, y afectando especialmente a un aterrazamiento pegado al área de protección integral del mismo".

El informe del arqueólogo de la delegación de la consellería, firmado el 20 de agosto pasado, es concluyente: "El impacto sobre el bien protegido se considera severo, ya que la distancia de las obras es inmediata al área de protección integral del castro, afectando gravemente a un aterrazamiento vinculado al castro por su vertiente norte, teniendo un efecto negativo, inmediato irreversible e irrecuperable".

La Dirección Xeral de Patrimonio actuó tras recibir, en septiembre de 2007, una denuncia relativa a la construcción de las viviendas en una parcela situada dentro de la zona de protección del castro. Al expediente sancionador presentó alegaciones el Ayuntamiento de Ortigueira, en las que argumentó que la licencia se otorgó en suelo urbano de núcleo rural, fuera de la delimitación que los planos municipales realizan del castro, y que no sería por lo tanto precisa la autorización de la Xunta.

Sin autorización

A la impugnación del Ayuntamiento replica Patrimonio que, con independencia de la calificación del suelo, en el ámbito del castro es de aplicación específica la normativa de protección histórico-artística. "La licencia municipal nunca puede sustituir la preceptiva autorización de esta consellería, independientemente de los planes de desarrollo de la normativa urbanística del concello", sostiene el expediente de Cultura.

José Campo, administrador de Os Celtas Promocións de Vivendas, SL, es también dueño de empresas como Pizarras Lombao, y considerado por la oposición municipal como la persona más influyente en su hermano Antonio durante su mandato como alcalde. Antonio Campo también está implicado en el corte de suministro de cuarcita para la Cidade da Cultura, que le fue adjudicada por la Xunta durante el mandato del PP.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 17 de junio de 2008