Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
La protección de datos

Atención al marcar la casilla

Los programas de intercambio de archivos p2p, se llaman así precisamente porque van de par a par (peer to peer), o entre iguales. Eso quiere decir que cuando uno se conecta a una de estas redes se convierte en cliente y servidor, recibiendo y enviando archivos al mismo tiempo.

Mientras está conectado el ordenador, los archivos que recibe van a una carpeta de entrada creada por el propio sistema (generalmente llamada incoming) y automáticamente son compartidos con el resto de la red. El internauta tiene también la opción de compartir otras carpetas de su ordenador, activando la casilla que viene en el menú de archivos compartidos. Y aquí viene el problema. Si por descuido se marca la casilla equivocada se puede llegar a compartir todo el disco duro. En el eMule, el más famoso de estos programas (junto con BitTorrent, Pando, Ares o Nosolodescargas, entre otros), esa casilla se activa en el menú de preferencias. También se puede cambiar el archivo de destino.

De hecho, este descuido sucede muy a menudo, y los internautas comparten fotos y archivos personales sin tener consciencia de ello. Para buscarlos habría que conocer su nombre o buscarlo ex profeso dados los millones de archivos que hay en la Red.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 25 de abril de 2008