Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

López Garrido acusa al PP de mala fe por "manipular" el descenso de la partida para víctimas del terrorismo

En los últimos años, la partida destinada a "indemnizaciones y compensación por terrorismo y actos vandálicos" desciende en los Presupuestos Generales del Estado por ausencia, sobre todo, de víctimas mortales. Ésta es la razón por la cual en los Presupuestos para el próximo año esa previsión de gasto baja un 20,9%, aunque las indemnizaciones se producirían si hubiera actos de terrorismo que provocaran víctimas.

Pero la disminución en esta partida le pareció al portavoz parlamentario del PP, Eduardo Zaplana, motivo de denuncia. Y, esa denuncia, le valió posteriormente el reproche rotundo del portavoz del Grupo Socialista, Diego López Garrido. "Hay que tener mucha mala fe para mentir y manipular a sabiendas de que se hace", señaló a este periódico el dirigente socialista.

Desde el Ministerio de Hacienda se ofrecieron todos los datos para explicar estas partidas, garantizadas para siempre por la Ley de Solidaridad con las víctimas del terrorismo, de 1999. "Las cantidades que se ponen son hipótesis contables para crear el concepto y para ampliar el crédito por si hiciera falta; que no es lo que ha pasado en los últimos años en los que afortunadamente no ha habido que gastar todo lo previsto", explica López Garrido.

En 2005, la partida fue de 17 millones de euros y se gastaron 14. En 2006 se decidió que figurara una partida de 25 millones y se gastaron 8,8 millones. En 2007, a la vista de que esta partida quedaba muy lejos de ser utilizada en su totalidad, se bajó hasta 17 millones, de los que a tres meses que termine el año se han utilizado poco más de seis millones. Por esta razón, para el próximo año se han fijado 14 millones, en efecto, un 20% menos que el anterior. Para Zaplana, este descenso supone "una nueva humillación a las víctimas", y se preguntó si no se trata de "una exigencia de ETA". En el PSOE ha causado consternación esta "manipulación" de Zaplana, según López Garrido. "Cuando quiera, se lo explicamos, pero él ya sabe que no es así, porque la ampliación de créditos para las víctimas es una obligación legal y, además, un deseo político de todos los partidos", declaró López Garrido.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 26 de septiembre de 2007