El Gobierno aspira a producir en 2010 veinte veces más biocombustible del que se consume

El Gobierno prevé que la producción de biocombustibles en Euskadi se eleve en 2010 a 270.000 toneladas como mínimo, lo que supone más de veinte veces el actual consumo de este producto (13.000 toneladas el año pasado). El Ente Vasco de la Energía (EVE), el organismo público que impulsa la sustitución progresiva en la comunidad autónoma de los combustibles fósiles, apunta que en tres años debiera haber 60 puntos de venta de biocombustibles en Euskadi. En la actualidad sólo existen 12 puntos de venta de biodiesel, siete de ellos de Eroski, mientras que el propio EVE acaba de informar de la instalación en Álava y Guipúzcoa de los dos primeros puntos de distribución de bioetanol del sur de Europa.

Cinco proyectos están en marcha en la actualidad en el País Vasco para instalar plantas de producción de biocombustible -una en Álava y las otras cuatro en el puerto de Bilbao- con una capacidad generativa total de unas 400.000 toneladas.

La producción no supone por ello un problema, y tanto el Ejecutivo vasco como el central van a cumplir sus objetivos en la materia. El problema radica en el consumo. Industria asumió recientemente en una respuesta parlamentaria al PSE que no va a ser capaz de cumplir las metas que se marcó en la Estrategia Energética 2010, aprobada hace tres años, y que prevía para ese ejercicio un consumo de 177.000 toneladas de biocombustibles.

Vehículos flexibles

El EVE prevé, dentro de un proyecto de la Comisión Europea en que Euskadi participa junto con otras ocho regiones de la UE, sustituir al menos 200 vehículos de las flotas públicas por otros flexibles (con motores que pueden admitir mezclas elevadas de biocombustible). El Ejecutivo ya ha adquirido tres de ellos, que se unen a los comprados con anterioridad por la Administración general y por la Diputación de Guipúzcoa. En la actualidad están operativos más de 50 vehículos flexibles.

En términos porcentuales, el objetivo del Gobierno vasco dobla el de la UE: situar el consumo de este tipo de conmbistibles en el 11,9% del total en 2010. La renovación de la flota pública resulta insuficiente para incrementar el consumo hasta los niveles planteados en los objetivos del plan energético. Industria sostienen que esa nivel sólo se podrá alcanzar si el Gobierno español obliga a las petroleras a mezclar sus combustibles con los de origen biológico. Tampoco van a ser viables los objetivos marcados por la UE, que en 2002 diseñó un plan para lograr que en 2005 el consumo de biocombustibles fuese el 2% del total para el transporte y el 5,75% en 2010. El pasado año, en Euskadi no se llegó ni al 1%.

El Ejecutivo detalla en una página web (www.eve.es/ecomovil) la situación de las gasolineras ecológicas.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción