Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Disgusto

Retirado de la vida política, la sigo sin embargo con atención. Por ello he leído, sin sorpresa pero con disgusto, el artículo del señor Chaves, presidente del PSOE, que ocupa el lugar de honor en su edición del lunes 30 de abril. La autoridad que se supone a su firmante, presidente además de la autonomía más poblada de España, exige los únicos comentarios que caben en quince líneas mecanografiadas:

1. El PP, por boca de su candidato, aceptó sin regateos la victoria electoral del PSOE el 14-III- 2004. Esta aceptación ha sido reiterada innumerables veces.

2. El PP abriga la muy democrática esperanza de que la mayoría de los españoles le devuelvan el poder nacional que ejerció muy acertadamente durante ocho años.

3. Tener reservas sobre el sistema autonómico no es antidemocrático y es compatible con acatar la Constitución. Aunque voté que sí, yo las tuve, por temor a lo que está generando: una España fragmentada, según explican los profesores Sosa, padre e hijo, en un libro al que apoya con su prólogo don Joaquín Leguina.

4. Es natural que exista esa "extrema derecha sociológica" que el articulista describe; pero los militantes del PP (y la inmensa mayoría de sus votantes) no están en ella. Existe también una "extrema izquierda" que, en parte, se alberga en el PSOE y, en parte, en partidos menores a los que debe la posibilidad de gobernar.

5. No pierdo tiempo en valorar al señor Calomarde que, sin embargo, sería más convincente si abandonara el escaño que obtuvo como candidato del PP; pero sí juzgo -sin dar sus nombres- a los diputados y senadores del PSOE que, por no perderlo, expresan en privado y silencian en público sus graves desacuerdos con el "proceso" vasco y con el respaldo al disparatado y rompedor Estatuto catalán. El señor Chaves lo sabe porque algunos de los más notables son sus paisanos.

6. Una vez más, se insulta al PP por su gestión del brutal atentado del 11-M. El señor Acebes demostró ante la Comisión parlamentaria que dio las noticias a medida que las recibía. Y el presidente Rajoy ha reiterado una y otra vez su aceptación del fallo judicial. Lo que algunos escriban o digan es de su responsabilidad.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 2 de mayo de 2007