Unos jóvenes valencianos ruedan una serie gay para Internet

'Lo que surja' es un trabajo pionero que empieza a hacer furor

Dos chicos se besan con lengua en un plano corto; de fondo suena Bésame mucho, en una versión lenta y melosa. Poco después, Hugo, al que su madre inscribió en el Foro de la Familia con el Papa, sale del armario dejando una nota en la puerta de la nevera: "Sí, soy gay". Así comienza el capítulo piloto de Lo que surja (LQS), miniserie de ficción homosexual pionera en España que se puede seguir por Internet, donde está empezando a hacer furor.

Los émulos de Queer as Folk, la serie televisiva que retrata en Cuatro la vida de un grupo de amigos gays estadounidenses, son en la vida real una pandilla de siete valencianos de entre 21 y 26 años. Estudiantes de Comunicación y homosexuales, se juntaron el pasado verano, según asegura el director, José Luis Lázaro, "para foguearnos en la profesión y contar nuestras experiencias", en una serie que hace guiños continuos a otra de la que se reconocen seguidores, Mujeres Desesperadas.

En www.loquesurja.es se cuentan las peripecias de un grupo de jóvenes durante 24 horas que dan para mucho. Alex (Jordi González, también guionista de la serie), es el personaje promiscuo -"una rata del ambiente", "un semental activo", según se le describe-, que liga con Borja (Miguel Cuevas) por el Messenger sin saber que éste es "una víbora". Cuando Borja pregunta a Alex qué busca en el ligoteo electrónico, éste responde, "lo que surja", "frase típica que se usa en los chats de contactos", explica Lázaro. González es el personaje que aparece en más escarceos sexuales, partes de la serie que llevaron a YouTube a restringir el acceso a los dos primeros capítulos de LQS durante un tiempo.

Estereotipos con humor

La declaración de intenciones de LQS es demostrar que no todos los gays son precisamente como marcan los tópicos, aunque varios de los personajes encarnan esos estereotipos con humor.

El propio director hace de Edu, el chaval sensible que busca un amor verdadero pero encuentra un plantón donde creyó ver un flechazo, cita a ciegas frustrada que Lázaro confiesa haber vivido hace unos meses. "Lo que ocurre en la serie son cosas que nos han pasado en el ambiente de Valencia", cuenta el joven. Sin ir más lejos, los actores se conocieron también por Internet, o son parientes de alguno de ellos. Para uno de los actores de la serie el paso de rodarla ha sido trascendental pues no todos en su familia conocen su condición sexual.

Las lides amorosas y de cama de Alex, Edu, Borja, Pablo, Alberto y Hugo han tenido más de 50.000 visitas en el mes que llevan en el ciberespacio. "Mucha gente ha entrado en LQS desde Chile y México, pero pocos en nuestra ciudad, donde sólo hemos tenido unas 200 entradas", asegura el director.

En todo caso, los autores de la serie se dicen sorprendidos por la acogida de su obra. LQS se ha estrenado por capítulos cada domingo desde el 29 de octubre. Ayer se desveló el fin de la historia, "pelín dramático, que deja su continuación muy abierta", dice el director. La entrega más larga dura diez minutos, y la más corta, cinco y medio.

Singermorning Producciones, productora que han creado los estudiantes, tuvo que alquilar otro servidor más potente a las dos semanas del lanzamiento de LQS porque el original no daba abasto. La única publicidad que han obtenido, gratuitamente, es la proporcionada otros sitios de Internet como el portal de contactos gay Bakala.org.

En LQS dicen que dos sitios web -noticiasglbt.com y barcelonagay.com- les han propuesto rodar una segunda temporada para un futuro canal televisivo online. Se plantearán así ganar algo con una serie, que ha tenido cero presupuesto. "La cámara semiprofesional con la que rodamos la compré gracias a dos amigos que me prestaron dinero", recuerda el director.

* Este artículo apareció en la edición impresa del domingo, 26 de noviembre de 2006.

Lo más visto en...

Top 50