Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
STEPHEN HAWKING | Físico

¿Sobrevivirá la especie humana otros 100 años?

El físico Stephen Hawking ha dedicado su vida a hacerse preguntas, intentar responderlas y compartir lo que sabe con el resto de la humanidad. Hace unos días, sin embargo, a petición de Yahoo!, decidió ser él quien obtuviera las respuestas y lanzó esta cuestión al ciberespacio: "En un mundo que es un caos político, social y medioambiental, ¿Cómo puede la especie humana sobrevivir los próximos 100 años?".

Hasta el momento, en apenas una semana, 23.054 personas han respondido al autor de Breve historia del tiempo. Hay quien considera que la única posibilidad de que la especie sobreviva es que "vivamos todos bajo tierra", y otros que piensan que es mucho mejor montar un paraíso bajo el mar. Otra respuesta que tiene mucho éxito: buscar refugio lejos de la Tierra, en algún planeta o galaxia lejanos. Los más pesimistas recomiendan, directamente, rezar y dejar el tema en manos de Dios.

¿El científico está jugando o realmente le interesa lo que puedan opinar los profanos? Uno de sus colaboradores, David Pond, no lo aclara del todo: admite que efectivamente es Hawking quien lanzó la pregunta al ciberespacio, pero al mismo tiempo declina explicar qué piensa hacer el científico con las respuestas.

Los usuarios, por lo general, están motivados por la alta talla intelectual del preguntador, pero muchos no ocultan sus dudas de que sea realmente él. "¿Es usted de verdad Stephen Hawking?", le repregunta uno, incrédulo. Y hay varias respuestas perezosas: usuarios que responden al físico con sus propios argumentos: "Usted mismo ha contestado en un artículo", le dice una chica, que "la supervivencia de la raza humana depende de su habilidad para encontrar nuevos hogares en otros lugares del universo porque hay un riesgo cada vez mayor de que un desastre destruya la tierra".

Hay respuestas peregrinas y otras reflexionadas. Pero todo el mundo puede opinar. Cuando acabe la posibilidad de contestar, en unos días, el sabio podrá elegir, si quiere, la más interesante de las más de 20.000 aportaciones recibidas. ¿Podrá leérlas todas?

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 15 de julio de 2006