Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
La medición de las audiencias

El EGM denuncia "una trama" de la Cope para "manipular" la audiencia de radio

La cadena de la Conferencia Episcopal infiltró a periodistas para hacer las encuestas de audiencia

La Asociación para la Investigación de Medios de Comunicación (AIMC), entidad encargada de elaborar los estudios de audiencia de radio, ha denunciado "una trama" de la Cope para "manipular" los datos del Estudio General de Medios (EGM). Esta asociación detectó falsos entrevistadores que se encargan de cumplimentar los cuestionarios de la primera oleada del año, cuyos resultados debían hacerse públicos el próximo 18 de abril. La Cope difundió ayer a bombo y platillo una "investigación" liderada por su director de deportes, José Antonio Abellán, para "demostrar un fraude" en el EGM. Abellán admitió haber infiltrado "periodistas" entre los equipos encargados de realizar las encuestas del EGM.

A través de "supervisiones habituales", la AIMC y los institutos de opinión que realizan las encuestas para medir la audiencia de los medios detectaron irregularidades en algunos de los cuestionarios que debían servir de base para confeccionar la primera oleada del EGM de 2006. El trabajo de campo había comenzado el 11 de enero y estaba previsto que concluyera el 21 de marzo. En estos chequeos rutinarios, la AIMC observó que en algunas localidades determinados programa de la Cope experimentaban sorprendentes subidas de audiencia.

La AIMC descubrió "falsificaciones" dirigidas a "alterar fraudulentamente" los datos de audiencia. El presidente de la asociación, Carlos Lozano, aseguró ayer que "ha habido un ovillo sobre reiterados temas que nos han llevado a poner el ojo sobre ciertas personas que ayer [por el miércoles] fueron excluidas" del trabajo de campo.

Ese miércoles, a las siete de la tarde, la AIMC celebró una junta extraordinaria para examinar la situación creada tras haber detectado la existencia de falsos entrevistadores en sus equipos de trabajo "con indicios sólidos de estar manipulando los datos de las encuestas del estudio". Así lo expresaba la AIMC en una nota fechada ese mismo día y que, según fuentes de la entidad, estaba redactada y lista para enviar a los medios a las 21.30.

En aquella reunión estaba presente un representante de la Cope. Y pocas horas después de concluir la sesión, la cadena propiedad de la Conferencia Episcopal comenzaba a difundir en el programa La linterna (que arrancó a las 23.00) los resultados de una "investigación" en la que pretendía demostrar la falta de rigor en los resultados de audiencia del EGM. Para ello, infiltró a un grupo de personas entre los entrevistadores que periódicamente se encargan de cumplimentar los cuestionarios del EGM. Aspiraban a poner al descubierto "la estafa de la audiencia radiofónica", según la Cope.

La "investigación" de la Cope arrancó en septiembre y estaba liderada por el director de deportes de la cadena y responsable de El tirachinas, José Antonio Abellán. Ayer durante una extensa y detallada comparecencia en el programa La mañana, el periodista expuso cómo había reclutado a entrevistadores que actuaron en 19 ciudades españolas con el objetivo de desacreditar la validez del EGM. Según relató, las encuestas no se cumplimentaban con datos reales, los formularios se rellenaban parcialmente y casi sin control y sólo se supervisaba el 4% de las encuestas. "EGM es una farsa ya que sus datos no se corresponden con la realidad puesto que es fácilmente manipulable", concluía. Dijo disponer de vídeos grabados con cámara oculta y con documentos avalados por un notario.

Para Lozano, la manipulación "en el sentido amplio" ha estado protagonizada por la Cope. Los entrevistadores infiltrados por la cadena "han modificado las respuestas, han hecho entrevistas a quien no debían y en muchas ocasiones ni siquiera han realizado esas entrevistas". La AIMC considera que esta actuación constituye un "ataque frontal" al sistema diseñado por el mercado para medir la audiencia de los medios de comunicación. Esta entidad, que el próximo martes celebrará su asamblea general anual, estudia la posibilidad de iniciar acciones judiciales.

El grupo de radio de la AIMC, que agrupa las principales cadenas, acordó solicitar a la junta directiva de la entidad que se requiera a la Cope para que "de forma pública y a la mayor brevedad posible manifieste con la difusión y notoriedad adecuadas a la gravedad de los hechos, su completa disconformidad con las supuestas investigaciones" realizadas por Abellán. Reclama también que adopte las medidas oportunas para "depurar internamente las responsabilidades personales de los implicados".

Las cadenas de radio exigen que la Cope asuma "el coste íntegro" del trabajo de campo del EGM o el correspondiente a una nueva oleada y plantean la puesta en marcha de los procedimientos oportunos para una "posible expulsión" de la cadena de los obispos.

Las radios piden que la Cope pague por el daño

La Asociación Española de Radiodifusión Comercial (AERC), que agrupa a las radio privadas, celebró ayer una reunión urgente encabezada por su presidente, Rafael Pérez del Puerto (consejero delegado de la Cope). Con el "total desacuerdo" de Pérez del Puerto, la AERC difundió un comunicado en el que mantiene que la actuación de la Cope es "un ataque a las normas de transparencia que rigen el mercado publicitario español".

Las radios comerciales instan la AIMC a que emprenda "de forma inmediata acciones judiciales en vía civil o penal que restituyan el buen nombre y reparen el gravísimo daño causado al EGM en su credibilidad, así como el perjuicio económico que resulte de un acto de esta naturaleza para la AIMC y sus asociados". Esta entidad "debe exigir a la Cope una reparación inmediata y suficiente, o de lo contrario que se adopten las medidas disciplinarias oportunas".

Los editores de diarios exigen datos fiables

La Asociación de Editores de Diarios Españoles (AEDE), cuya junta directiva estaba ayer reunida en Sevilla, acordó exigir a la AIMC responsabilidades sobre todos los trabajos de campo del Estudio General de Medios y sobre los distintos controles de calidad necesarios para su elaboración y se reservó plantear demandas "por los posibles daños que puedan causarse" si se confirman las manipulaciones denunciadas ayer.

Los editores de diarios piden que se adopten las medidas necesarias para garantizar que la primera oleada del EGM de 2006 tendrá "total fiabilidad" y reclaman que los datos se hagan públicos en la fecha prevista (el próximo 18 de abril). Añaden que "un eventual retraso en la entrega o la anulación de esa primera oleada supondría un perjuicio gravísimo para los diarios españoles ante agencias de medios, clientes y anunciantes que no están en condiciones de asumir".

Los anunciantes respaldan el EGM

Para el sector de la publicidad, los datos que suministra el EGM son un instrumento clave para decidir hacia qué medios se canalizan las inversiones y qué horarios son los más rentables. La Asociación Española de Anunciantes (AEA) respaldó el trabajo de la AIMC. "Es un organismo en el que la industria publicitaria está representada y creemos en la buena labor de los profesionales", aseguró un portavoz de la AEA. "Nos merece gran respeto y está avalado por toda la industria, puesto que participan en él", agregó.

El año pasado, el mercado publicitario movió 13.709 millones de euros, lo que representa el 1,7% del PIB. Los medios convencionales (prensa, radio, televisión, Internet, cine) absorbieron prácticamente la mitad de la facturación (6.145 millones). Y dentro de éstos, la televisión recibió 2.980 millones, seguida de los diarios (1.666), las revistas (674) y la radio (609).

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 10 de marzo de 2006

Más información