Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un estudio revela que el 50% de los jóvenes con trastornos mentales consumía droga

El 57% de los adolescentes de entre 12 y 18 años que acudieron en una primera visita al Hospital Clínic con un trastorno mental eran consumidores de alguna droga, principalmente alcohol, tabaco y cannabis, según un estudio realizado por este centro sobre una muestra de 168 pacientes en 2004. No significa que estos jóvenes fueran adictos, pero sí existía un consumo regular.

La jefa del Servicio de Psiquiatría Infantil y Juvenil del Hospital Clínic, Josefina Castro, explicó: "ambas situaciones interaccionan y entonces se hace muy difícil el tratamiento. El hecho de consumir drogas puede favorecer al comienzo en el trastorno psicótico".

El Clínic presentó ayer dos nuevas unidades sobre adicción e hiperactividad integradas en el Servicio de Psiquiatría Infantil y Juvenil, que ha cumplido 25 años. "El nuevo programa sobre adicción es un intento de abordar el problema de forma unitaria, a la vez que hacen el tratamiento del trastorno pueden dejar también el consumo del tóxico". Además, los jóvenes del barrio de l'Eixample podrán consultar sobre problemas de drogas.

Desde el inicio de este servicio, a principios de año, ya se han atendido tres adolescentes por adicción a los videojuegos o a Internet. Otros 20 han sido tratados por consumo de droga, especialmente de cannabis.

El segundo programa piloto se dedica al Trastorno de Déficit de Atención e Hiperactividad (TDAH), con una prevalencia de entre el 3% y el 5% en la población en general. Esta patología provoca casi la mitad de las consultas en psiquiatría infantil, y entre el 30% y el 80% de los niños mantienen la sintomatología en la adolescencia, y el 65% en la edad adulta.

Faltan psiquiatras

La consejera de Salud de la Generalitat, Marina Geli, habló del plan plan director de salud, que su departamento inició hace dos años y que pretende, entre otros objetivos, el diagnóstico precoz de los trastornos mentales. La consejera reconoció el déficit de psiquiatras en la sanidad catalana y admitió que se están contratando profesionales de fuera, especialmente de Sudamérica.

Geli explicó que ante la falta de recursos humanos ha pedido al Gobierno que amplíe el número de plazas MIR y PIR (Psicólogos Internos Residentes) de estas especialidades, aunque reconoció que al menos se tardarán unos 10 años en formar nuevos especialistas. La consejera lamentó la falta de previsión.

Por su parte, el secretario del Colegio de Médicos de Barcelona, Jaume Padrós, subrayó las importantes contradicciones del sistema sanitario. "Somos uno de los países de Europa con más médicos por habitante, pero resulta que faltan médicos", explicó Padrós, para quien la falta de médicos no es una cuestión exclusiva del área de psiquiatría, sino de otras especialidades.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 24 de febrero de 2006