La UE financiará la compra de terrenos con fines ambientales

España considera que los fondos servirán para combatir la especulación

La Unión Europea financiará la compra de parcelas para dedicarlas a la conservación del medio natural, según el nuevo programa destinado a la protección del medio ambiente y aprobado por los ministros de los Veinticinco. El programa Life+, que se aplicará entre 2007 y 2013, fue aprobado sin fondos, a la espera de que la Unión acuerde las llamadas perspectivas financieras (el marco presupuestario de la UE para el próximo periodo).

El Ministerio de Medio Ambiente calcula, sin embargo, que España percibirá unos 25 millones de euros anuales para invertir en biodiversidad, cambio climático y residuos.

El acuerdo suscrito por los ministros europeos el viernes pasado, establece que las administraciones públicas o las organizaciones no gubernamentales podrán comprar terrenos incluidos en la directiva Hábitat, y por lo tanto de alto valor ecológico, para destinarlos a la protección del medio ambiente. En las escrituras públicas de las fincas deberá constar el destino de las tierras y los compradores no podrán cambiar de uso en ningún caso. Para el Gobierno español, esta medida será especialmente beneficiosa para luchar contra la especulación urbanística en las zonas costeras de España.

En Europa ya existen experiencias en la compra de terrenos en zonas protegidas para evitar la degradación. Grandes ONG han comprado fincas en el centro y norte de Europa para recuperar y restaurar ecosistemas degradados. En España, este tipo de adquisiciones han tenido lugar sobre todo en Parques Nacionales, como el de Doñana, las Tablas de Daimiel o el de Cabañeros, donde a finales de los noventa el Estado compró unas 3.000 hectáreas con fines conservacionistas.

El anterior programa Life, ya contemplaba la adquisición de tierras, pero la Comisión Europea pretendía en esta ocasión que desapareciese del nuevo reglamento de protección de la biodiversidad y los espacios naturales. Finalmente, la voluntad de España y otros países de incluir la compra de terrenos con fines ambientales, y con cargo al presupuesto comunitario volvió a incluirse en las disposiciones europeas, mejorando además su dotación presupuestaria respecto al programa anterior.

"Un avance muy valioso"

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Reino Unido, país que ostenta actualmente la presidencia de turno de la UE, defendió que Bruselas pagase hasta el 50% de la compra de estos terrenos. La ministra española de Medio Ambiente, Cristina Narbona, aseguró que "hemos conseguido que se sitúe en un 75%". "Es un avance muy valioso, porque en muchas ocasiones es la única posibilidad real que tenemos para proteger de verdad una zona protegida es comprarla y preservarla de forma directa", afirmó Narbona al término del Consejo de ministros de la UE.

Los ministros pactaron además una modificación en la asignación de fondos de Life+, que según la ministra de Medio Ambiente, beneficiará a España. Hasta ahora, los fondos se repartían en un 60% en función de la población del país y en un 40% en relación con la superficie protegida que posee cada Estado miembro. A partir de ahora, la población pesará un 45% y las zonas protegidas un 55%. España es uno de los países con más biodiversidad de la UE, y esta diversidad de especies se refleja en el elevado número de zonas que gozan de algún tipo de protección. Esto significa que el acuerdo aprobado recientemente supondrá un aumento de financiación europea, que el Ejecutivo español cifra en cuatro millones de euros. "España en términos de población tiene un peso significativo, pero lo tenemos muchísimo más dentro de la UE en cuanto a zonas protegidas", indicó la ministra. Alemania será el principal beneficiario del nuevo programa, seguido de España.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS