Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Peces-Barba cree un "dislate" que la ponencia de víctimas evite el término "terrorismo"

El Alto Comisionado advierte de que esta decisión no ayudará a la pacificación

El Alto Comisionado de Apoyo a las Víctimas del Terrorismo, Gregorio Peces-Barba, cree que la nueva denominación de Ponencia de Víctimas que se ha dado al grupo de trabajo constituido en el Parlamento y del que se suprime la expresión "del terrorismo" es un "dislate" y supone un "uso perverso del lenguaje". Peces Barba plantea estas consideraciones en una carta que remitió el pasado día 4 a la presidenta del Parlamento, Izaskun Bilbao.

En la misiva, el Alto Comisionado se refiere a esta ponencia en estos términos: "Me resulta incomprensible un cambio de esta naturaleza que expresa, no sólo un auténtico dislate, sino un uso perverso del lenguaje que ofende a las víctimas del terrorismo y a todos los ciudadanos de bien, que es profundamente inicuo por la equidistancia que esconde entre quienes han sufrido el terrorismo y sus verdugos".

La constitución de la ponencia ha levantado mucha polémica entre algunos partidos, como el PP, y entre asociaciones de damnificados del terrorismo. Los populares han exigido al presidente de la comisión de Derechos Humanos del Parlamento, Iñigo Urkullu, que limite la ponencia a las víctimas del terrorismo, mientras que la Coordinadora de Víctimas del Terrorismo del País Vasco (Covite) ya ha anunciado que no acudirá. La presidenta de la Fundación Fernando Buesa, Natividad Rodríguez, se ha expresado en la misma línea, al igual que la Fundación Gregorio Ordóñez, a la que ha generado "un gran estupor y horror" la decisión de Urkullu de denominar al grupo como Ponencia de Víctimas a secas.

Según Peces-Barba, la postura de Urkullu no ayuda a resolver ningún problema, sino que "crea nuevos y aumenta el dolor de las víctimas del terrorismo". El Alto Comisionado cree que no sirve para pacificar, que desprecia la dignidad y la memoria de las víctimas del terrorismo y que supone una imagen muy negativa para el Parlamento vasco.

Por su parte, la presidenta de la Cámara aseguró ayer que la carta de Peces-Barba será analizada en la reunión que celebrará la Mesa del Parlamento la próxima semana.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 9 de noviembre de 2005