Un epidemiólogo detecta "errores" en el informe sobre las sedaciones del hospital de Leganés

El juzgado de Leganés (Madrid) y la Fiscalía de la comunidad no son los únicos que analizan el informe elaborado sobre las supuestas sedaciones irregulares del hospital Severo Ochoa. El epidemiólogo Fernando García López, del hospital Puerta de Hierro, ha realizado su propio estudio del trabajo de los expertos nombrados por el consejero de Sanidad de Madrid, Manuel Lamela, y ha llegado a las siguientes conclusiones.

- Fuente de información. Los expertos de la comisión Lamela sólo usaron para su estudio las historias clínicas. No hablaron con médicos ni familiares de pacientes para concluir que en 39 casos la sedación fue "no indicada". Pero "esto constituye una fuente de errores importante", dice el epidemiólogo. "Las historias no se diseñaron para evaluar la sedación. En consecuencia, la información puede estar ausente, ser inexacta y no reflejar el contenido real de lo que sucedió".

- Causas ocultas. La comisión Lamela no indica en qué se basa para establecer que en 39 casos las sedaciones fueron inadecuadas ni cuáles fueron los casos de contraindicación.

- Causa de la muerte. Los expertos no explican cómo atribuyen la muerte a la enfermedad terminal o a la sedación aplicada. Pese a ello afirman que hubo una relación causa-efecto en 73 casos, ignorando el principio de doble efecto (que la sedación bien aplicada pueda adelantar la muerte).

- Inconsistencia. Entre los errores destacados están los que se refieren a datos que no cuadran y tablas inexplicables.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción