_
_
_
_

Casi 140.000 inmigrantes en situación irregular presentan sus documentos

Un total de 139.292 inmigrantes en situación irregular presentaron en Cataluña los documentos necesarios para legalizar su estado desde que el pasado 7 de febrero el Gobierno inició el proceso de regularización extraordinario. El delegado del Ejecutivo en Cataluña, Joan Rangel, calificó el proceso de "exitoso" al cumplir con su principal objetivo: evitar la economía sumergida.

De las solicitudes presentadas en Cataluña, 101.875 corresponden a la provincia de Barcelona, 16.388 a Girona, 14.306 a Tarragona y 6.723 a Lleida, según datos proporcionados por la delegación. Los inmigrantes con más representación en el proceso de regularización en Cataluña y en el resto de España son los ecuatorianos, con el 21% de solicitudes. Sin embargo, en Cataluña se ha producido un fenómeno inmigratorio que difiere del que se advierte en el resto de España ya que el segundo grupo con mayor número de solicitudes es el de Marruecos, con el 17% del total, mientras que en el resto de España es el rumano, con el mismo porcentaje.

Rangel informó de que en la última jornada se atendió a 13.500 inmigrantes con "total normalidad" aunque cerca de un millar, la mayoría paquistaníes, se agolparon en la noche del sábado al domingo frente a la Delegación del Gobierno y generaron largas colas y alborotos. Rangel tildó los altercados de "anécdota" respecto a la "tranquilidad" del proceso. El delegado no ofreció niguna cifra de inmigrantes no regularizados y los consideró "una minoría" que deberá ser deportada.Con el proceso de regularización ya terminado, Rangel instó a todas las administraciones públicas, sindicatos y patronales a colaborar en la contratación de inmigrantes en su país de origen para así ordenar el flujo migratorio.

Sin embargo, las primeras críticas a este proceso no se hicieron esperar. Joan Herrera, portavoz y diputado de Iniciativa per Catalunya Verds (ICV), reclamó al Gobierno central un marco de legalización para todos los inmigrantes que están en situación de poder regularizarse pero no lo han podido llevar a cabo por la actitud "fraudulenta de los empresarios". Herrera consideró que el proceso que finalizó el sábado tan sólo ha dado una solución transitoria a un número importante de inmigrantes, pero que debería ampliarse el plazo.

Rangel, por su parte, sostuvo que el periodo de tres meses fue "suficiente" para que todos los inmigrantes que podían demostrar un permiso de residencia y, sobre todo, un contrato laboral lo hicieran, y constató que alargar el plazo tan sólo causaría más tensiones con un colectivo que no puede ofrecer ningún requisito.

Parte de ese colectivo lo forman los cerca de 400 inmigrantes encerrados en locales de Barcelona y su área metropolitana, la mitad de los cuales mantienen una huelga de hambre y que continuarán su protesta pese a que ya no podrán normalizar su situación. Enrique Mosquera, portavoz de la Asamblea por la Regularización Sin Condiciones, dijo respecto a los encierros y la huelga: "Seguirán hasta la próxima semana, en la que decidiremos qué hacer". Este grupo pide al Gobierno central más flexibilidad en el proceso de regularización y una ampliación del plazo, como reclamaron en dos manifestaciones en la plaza de Catalunya durante el pasado sábado y ayer domingo.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Frente al alud de peticiones incoadas en Cataluña, en la ciudad autónoma de Ceuta tan sólo se presentaron 68 solicitudes, más de la mitad de las cuales se formalizaron en las últimas 48 horas.

Entre el viernes y el sábado acudieron a presentar su solicitud 38 personas

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_