Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Arco se consolida a punto de cumplir 25 años con una buena edición en ventas

Los responsables mexicanos coinciden en considerar los resultados "altamente positivos"

Los organizadores de Arco 2005 y los del programa de México como país invitado coincidieron ayer en calificar los resultados de "altamente positivos". A punto de cumplir 25 años, la feria, según el presidente de Ifema, José María Álvarez del Manzano, se ha "consolidado" al cumplir los objetivos de impulsar el coleccionismo, crear un mercado de arte contemporáneo y convertir la ciudad de Madrid en centro de interés cultural. Según los datos provisionales oficiales, esta edición ha registrado un incremento del 10% en las ventas, el mismo porcentaje del descenso de visitantes, situado en 180.000 personas.

La 24ª feria internacional de arte contemporáneo terminó ayer con "muchas e importantes" ventas y con el aumento del coleccionismo tanto institucional como privado. "Madrid es el centro del arte contemporáneo, detrás de la feria de Basilea, y hemos superado a otros certámenes", declaró el presidente de Ifema y de la Fundación Arco, que ha invertido 165.000 euros en la compra de 16 obras que incrementarán la colección. El fondo se exhibe de forma provisional en el CGAC de Santiago de Compostela y con motivo de los 25 años de Arco se quiere instalar en los edificios rehabilitados de los antiguos mataderos de Madrid.

La directora de Arco, Rosina Gómez-Baeza, identificó a México, el primer país iberoamericano invitado, por su creatividad, y a Austria, el de la próxima edición, como "la metáfora de la diversidad y la independencia que queremos para que la feria tenga una identidad propia". Anunció que para el próximo año habrá un nuevo proyecto, la sección 17 - 17, dentro de los Project Rooms, para potenciar el arte español. La comisaria, María Corral, seleccionará 17 galerías, nacionales o extranjeras, que a su vez propondrán los trabajos de 17 artistas españoles. "Vemos con gran confianza el futuro de Arco", afirmó la directora.

La presencia de México en la feria como país invitado, con 21 galerías y en un programa por la ciudad que se extiende a 20 centros, fue destacada por Jaime Nualart, secretario de Estado de Cultura del Gobierno de México y coordinador general de México en Arco. "Nuestro balance es altamente positivo al poder presentar la imagen de un México contemporáneo, abierto a la pluralidad de expresiones artísticas", declaró. Añadió que los objetivos eran estimular y difundir la creación de México en un diálogo intercultural y abrir los mercados internacionales a los artistas mexicanos. En un encuentro con periodistas mexicanos, manifestó su apoyo a la investigación realizada por Alfonso Morales como comisario de la exposición Iconofagia. Imaginería fotográfica mexicana del siglo XX, abierta en la sala del Canal de Isabel II y organizada por la Comunidad de Madrid. Durante el montaje, la Comunidad de Madrid pidió que no se presentaran cuatro fotomontajes de imágenes pornográficas populares de los años cincuenta, aunque se mantendrán en el catálogo, al estar la sala en un parque público.

Carlos Ashida, uno de los dos comisarios de México en Arco, destacó "el gran potencial de la feria en la promoción de los artistas, con buenos resultados económicos (tres de las galerías participantes no han tenido ventas), y el impacto mediático, de lo que califica "una experiencia inolvidable y valiosa".

Sobre las ventas de esta edición no hay datos oficiales, aunque los organizadores anuncian un incremento de un 10% de las mismas. La directora de Arco adelantó que las "muy buenas estimaciones del año pasado" se sitúan en una media de 53.000 euros por galería.

El mismo porcentaje del 10% se aplica al descenso de visitantes, sobre todo durante el fin de semana. La feria que comenzó con la explosión de un coche bomba, nueve horas antes de la apertura oficial por los Reyes y el presidente de México, terminó con problemas en los medios de transporte en la línea 8 del metro que accede al Campo de las Naciones por el incendio del edificio Windsor, recuperado ayer. El presidente de Ifema cree que este hecho restó visitantes.

"La masificación no nos parece adecuada, y así se expresan también los galeristas, al preferir un público que asista por interés por el arte y no por curiosidad o por el espectáculo", afirmó Rosina Gómez-Baeza. "Las galerías están muy satisfechas".

Menos visitantes

"Los visitantes tienen que bajar bastante más para que empiece a ser una feria seria", dice el galerista Norberto Dotor (Fúcares). Cree que la feria tiene mucho terreno por conquistar, "si Ifema quiere", con un comité pequeño, sin instituciones y más tiempo para los profesionales. "Una feria masiva es impracticable. Todo lo que no sean galerías es más Fitur que Arco".

Aunque no hayan tenido buenas ventas, se quedan con la buena acogida. Es lo que declaran en la galería coreana Bhak, por el interés hacia artistas como Ham Sup, y en la mexicana Juan Martín, en su primera visita, con obras de Rojo, Toledo y García Ponce y fotos de Manuel y Lola Álvarez Bravo. Otros destacan que las compras se resisten a partir de 30.000 euros, como el galerista Antonio Machón, y el aumento del mercado español, como Heinrich Ehrhardt. El director del Museo de Arte Contemporáneo de Castilla y León (Musac), Rafael Doctor, defiende el modelo de feria que cumpla funciones más allá del mercado.

La próxima edición tendrá a Austria como país invitado. La embajadora de Austria en España, Ulrike Tilly, y la coordinadora del programa Austria en Arco 2006, Ricky Renier, comentaron que asistirán 22 galerías.

Robo de 400 metros de lona

La primera noche de la instalación del Muro de Tijuana en los 2.200 metros del perímetro de acceso al parque ferial Juan Carlos I desaparecieron 12 imágenes completas, un total de 400 metros. Los organizadores de la exposición, el Foro Tijuana, La Tercera Nación, repusieron la zona afectada al volver a imprimir el trabajo de los artistas que participan en esta visión de la frontera levantada por Estados Unidos para el control de la inmigración desde México. Sobre la lona ha actuado también el fuerte viento de la madrugada de ayer, que llegó a romper un tramo de la verja de la zona norte. A pesar de estos incidentes, el creador y promotor del foro y del proyecto Arte contra los muros, el empresario Antonio Navalón, destaca lo positivo de la experiencia de este arte de frontera que ha sido visto por los que acudían a Arco y a las otras ferias. Se han realizado encuestas a los que se paraban ante las imágenes y las frases como "Ningún muro detiene las ideas". "Los que se llevaron la secuencia completa de las imágenes de la lona no sé si tenían un interés artístico o de otro tipo", declara Navalón, quien señala que en "la brutal Tijuana" los 2,7 kilómetros de lona que se montaron el 20 de abril de 2004 "siguen intactos y sin protección". El discurso de las fronteras llegará el próximo mes de junio a Berlín, con tres kilómetros de arte por donde pasaba el muro histórico entre las dos ciudades. El Foro de Tijuana se ampliará a Ciudad Juárez y El Paso.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 15 de febrero de 2005

Más información