Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
LA MUERTE DE RAMÓN SAMPEDRO

El delito de auxilio al suicidio prescribió en noviembre

El delito de cooperación al suicidio en el que pudo incurrir Ramona Maneiro al facilitar el cianuro al tetrapléjico Ramón Sampedro está castigado en el Código Penal con penas de hasta cinco años de cárcel. El delito prescribe a los cinco años del archivo del caso, o a los tres años si el juez considera que la persona fallecida había expresado de forma clara su voluntad de morir. El juez archivó el sumario por la muerte de Sampedro en noviembre de 1999, por lo que, en el supuesto más grave, prescribió en noviembre de 2004. Nadie puede acusar a Maneiro de su muerte.

El artículo 143 del Código Penal castiga con penas de dos a cinco años de cárcel "al que coopere con actos necesarios del suicidio de una persona". En el apartado tercero eleva la pena a entre seis y diez años "si la cooperación llegara hasta el punto de ejecutar la muerte" (no sería el caso de Maneiro). Sin embargo, estas penas se reducen en uno o dos grados si la muerte se produce "por la petición expresa, seria e inequívoca de éste [el fallecido], en el caso de que la víctima sufriera una enfermedad grave que conduciría necesariamente a su muerte, o que produjera graves padecimientos permanentes y difíciles de soportar". Esta reducción significa que la cooperación al suicidio en estos casos está castigada con menos de un año de cárcel.

El juez archivó la causa por la muerte de Sampedro en noviembre de 1999, tras casi dos años de investigaciones sin resultado. La única imputada en el caso fue Ramona Maneiro, pese a que el juzgado recibió firmas de 10.000 personas que se inculpaban en la muerte. En el vaso del que bebió Sampedro el cianuro no había huellas y el tetrapléjico exculpaba a su entorno en un vídeo.

Sin intención de reforma

El Código Penal es de 1995 y en el apartado de la eutanasia no va a cambiar a corto plazo. La ministra de Sanidad, Elena Salgado, afirmó ayer que "el Gobierno ha dicho claramente en varias ocasiones que no tiene intención de regular la eutanasia", informa Europa Press. Salgado hizo estas declaraciones tras criticar a la Iglesia católica por "crear un falso problema" sobre la eutanasia. La Iglesia católica en España ha lanzado una campaña contra la eutanasia.

El PSOE se comprometió en su programa electoral a "promover la creación de una comisión en el Congreso que permita debatir sobre el derecho a la eutanasia y a una muerte digna, los aspectos relativos a su despenalización". En septiembre de 2004, todos los grupos del Congreso salvo el PP, acordaron constituir "una comisión no permanente de estudio sobre disponibilidad de la propia vida". El Senado acogió una comisión idéntica entre 1998 y 1999, que no modificó nada.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 11 de enero de 2005