_
_
_
_
_

Turquía reforma radicalmente su código penal para entrar en la UE

Gobierno y oposición dan marcha atrás en la penalización del adulterio

El Parlamento turco abrió ayer el debate para la mayor reforma de su código penal, en claro intento de adecuarse a las leyes de la UE. El islamista Partido de la Justicia y el Desarrollo, en el Gobierno, y el opositor y laico Partido Republicano del Pueblo desistieron de penalizar el adulterio, idea criticada el pasado lunes por España, Reino Unido y Francia. El proyecto es drástico con la tortura y los mal llamados crímenes de honor.

Las críticas de la UE al posible encarcelamiento por adulterio rompieron ayer la alianza, con vistas al debate, del PJD del primer ministro Recep Tayyip Erdogan y el PRP de Deniz Baykal. "No se propondrá ningún cambio", dijo sobre el adulterio Baykal, tras reunirse con el viceprimer ministro Abdulá Gül y el ministro de Justicia, Cemil Çiçek. El adulterio se despenalizó en Turquía en 1997.

Esta polémica ha nublado la importancia del giro legislativo. Es nada menos que la reforma del código penal de 1926, impulsado por Mustafá Kemal Atatürk, el fundador de la Turquía moderna, e inspirado en el napoleónico y en el alemán. Los diputados deberán votarlo antes del 1 de octubre, porque el día 6 la Comisión Europea valorará los méritos de Turquía para abrir negociaciones de adhesión.

En el terreno de los derechos humanos, el proyecto castiga la tortura (su práctica es esgrimida por los enemigos de la incorporación de Turquía a la UE) con entre tres y 12 años de cárcel. Se suprime la celda de castigo. Se persiguen por vez primera crímenes contra la humanidad: genocidio o limpieza étnica equivalen a cadena perpetua. Comerciar con órganos o tejidos humanos se sanciona con entre dos y nueve años.

Casas endebles

El constructor de un edificio que se derrumbe (Turquía sufre frecuentes terremotos) se arriesga, si muere una persona, a entre 20 y 25 años de cárcel, y si hay más víctimas mortales, puede ir a prisión de por vida. El simple hecho, hoy impune, de construir casas endebles, será acreedor de entre dos y cinco años.

Únete a EL PAÍS para seguir toda la actualidad y leer sin límites.
Suscríbete

Especial hincapié se hace en delitos contra mujeres y niños. Habrá prisión perpetua para los autores de los impropiamente llamados crímenes de honor (la familia mata a la mujer sospechosa de relación sexual fuera del matrimonio). El hombre que, tras quedar ella embarazada, abandone a la mujer con la que ha convivido puede ser encarcelado hasta tres años. Agredir sexualmente a un menor supondrá entre tres y 15 años. Los padres que golpeen a sus hijos se arriesgan a un año de prisión. Por vez primera aparece el delito de pornografía infantil: producir o distribuir ese material estará castigado con entre cuatro y 15 años.

Un año de cárcel es lo previsto para toda discriminación por orientación sexual, color, lengua, religión u opinión política. La contaminación se tipifica entre seis meses y un año en prisión. Otro delito nuevo es la piratería informática: dos años. Subsiste, sin embargo, un punto controvertido: la prueba de virginidad, ahora potestativa de la policía. El nuevo código la prohíbe, salvo demanda expresa de un juez o un fiscal. Los grupos feministas piden que se incluya el consentimiento de la mujer.

Mujeres turcas se manifiestan frente al Parlamento durante el debate de la reforma del código penal.
Mujeres turcas se manifiestan frente al Parlamento durante el debate de la reforma del código penal.ASSOCIATED PRESS

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_