Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El PSOE busca un pacto para un año con Esquerra e IU

El PSOE inicia hoy con ERC y mañana con IU la negociación de los Presupuestos Generales del Estado con la pretensión de lograr la estabilidad política por un año de su Gobierno, que carece de mayoría absoluta en el Congreso y Senado. ERC e IU son los mismos partidos que componen el Ejecutivo tripartito de Cataluña, presidido por los socialistas. A este bloque de negociación quiere unir el PSOE a Coalición Canaria que, al igual que ERC e IU, también votó la investidura de José Luis Rodríguez Zapatero como presidente del Gobierno.

El PSOE cuenta con 164 diputados en el Congreso y necesita 12 más para obtener la mayoría absoluta que se fija a partir de los 175 escaños. Dicha cifra la consigue con ERC (ocho escaños) e IU (cinco). Sin embargo, en el Senado también necesita del PNV (siete senadores) y CiU (seis), pues el PP (126) está a tan sólo siete senadores de la mayoría absoluta. "El modelo de estabilidad política año a año es desconocido, pero es el que ofrece la aritmética parlamentaria", señala el secretario general del Grupo Parlamentario Socialista, Diego López Garrido.

Las prioridades de la negociación presupuestaria que el PSOE pondrá sobre la mesa son la investigación y el desarrollo; las infraestructuras así como la seguridad y la justicia. Además de la negociación estrictamente presupuestaria, los socialistas pretenden acordar con sus socios preferentes las leyes sociales del curso político con el objetivo puesto en la estabilidad: la ley contra la violencia de género; la agilización del divorcio y el matrimonio de homosexuales.

Niveles de negociación

La negociación con sus socios preferentes se celebrará a dos bandas: con el Gobierno tripartito catalán participará el Ministerio de Economía en los asuntos estrictamente territoriales, como la financiación de la sanidad y las infraestructuras, y con los partidos ERC e IU, los asuntos de política general. La negociación por ambas bandas la coordinará el Grupo Parlamentario Socialista.

El PSOE ha establecido un segundo nivel de negociación con CiU y PNV, partidos que se abstuvieron en la investidura de Rodríguez Zapatero. Sus votos son necesarios para que el Gobierno socialista supere la tramitación del Senado. Esta negociación será estrictamente presupuestaria.

Alfredo Pérez Rubalcaba y Diego López Garrido, que llevarán el peso de la negociación por parte del Grupo Parlamentario Socialista, parten de un marco presupuestario acordado con todos los partidos y aprobado por el Congreso y el Senado en junio: la Ley de Estabilidad Presupuestaria. Ésta fijó el nivel de gasto de los Presupuestos que hoy se empiezan a negociar.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 31 de agosto de 2004