La familia del marroquí Mandari se hará cargo hoy del cadáver

La madre de Hicham Mandari, el disidente político marroquí y supuesto estafador que fue asesinado el 4 de agosto en Mijas (Málaga) de un disparo en la cabeza, tiene previsto acudir hoy al cementerio municipal de Málaga para hacerse cargo del cadáver. El cuerpo fue trasladado al camposanto una vez que concluyó la autopsia en el Instituto de Medicina Legal de la capital de la Costa del Sol. El juzgado de Fuengirola que investiga el caso debe dar previamente la autorización para la entrega del cuerpo a la familia.

Las investigaciones sobre el asesinato de Mandari apenas han arrojado, por ahora, luz sobre el caso. Los agentes están convencidos de que quien le mató le estaba esperando y gozaba de la confianza del disidente. No obstante, las fuentes consultadas insisten en que las pesquisas están orientadas "más hacia un ajuste de cuentas por un caso de alta delincuencia que a un asunto político".

La causa de que Mandari acudiese de forma precipitada a la Costa del Sol (el día anterior a su muerte estaba en su casa de París), con quién estuvo y dónde se alojó, son tres enigmas cuya solución puede contribuir a explicar el asesinato. Ninguno de los tres ha sido aclarado por ahora.

* Este artículo apareció en la edición impresa del domingo, 22 de agosto de 2004.

Archivado En:

Te puede interesar

iAhorro

Lo más visto en...

Top 50