El 56% de los europeos reconoce que los inmigrantes son necesarios

El 56% de los ciudadanos europeos reconoce que los inmigrantes son necesarios en ciertos sectores económicos, y el 66% desea para ellos los mismos derechos, pero, al mismo tiempo, una aplastante mayoría (el 80%) está a favor de reforzar los controles fronterizos. Éstos son, a grandes líneas, los resultados del Eurobarómetro publicado ayer y que vienen a dar un espaldarazo a la política común de Justicia e Interior iniciada por la Unión Europea que avanza, sin embargo, lentamente debido a los desacuerdos existentes entre los Quince para adoptar normas comunes.

A favor de esas normas comunes habla claramente el hecho de que el 90% de los ciudadanos desee una cooperación judicial en materia civil y familiar, asunto en el que sí hay ciertos avances a nivel político, pero el 85% pide también leyes comunes de asilo sobre las cuales el acuerdo entre los Quince queda lejos todavía. España se destaca por ser el país de la UE que más apoya esta política común de asilo y refugio, con el 91% de los ciudadanos a favor.

Este sondeo europeo se hizo en diciembre pasado y se basa en 7.514 entrevistas realizadas en los 15 países actuales que conforman la Unión Europea, y viene a demostrar también que los españoles son los ciudadanos europeos más partidarios de otorgar a los inmigrantes exactamente los mismos derechos que les asisten a ellos. Frente a la media europea del 66%, en España el 86% de los entrevistados se muestra a favor de esta equiparación de derechos. En segundo lugar están los portugueses (81%).

Control de fronteras

Los más reticentes a la hora de otorgar los mismos derechos a los inmigrantes son los belgas (53%) y, sobre todo, los alemanes (50%). De hecho, es el Gobierno alemán, junto al austriaco, el que más obstáculos presenta en el seno del Consejo Europeo a la hora de adoptar normas comunes de asilo o de establecer el estatuto de inmigrante de larga duración.

A escala europea, los ciudadanos de mayor nivel de instrucción son los que están más claramente a favor de la equiparación de derechos. Los españoles se destacan también por ser los más convencidos de que la lucha y la prevención contra el crimen sería más efectiva si se decidiera a escala europea y no a individual en cada país.

El 80% de los ciudadanos de la Unión pide al mismo tiempo un control más eficaz de las fronteras, un asunto en el que también se avanza rápidamente a escala política. En este terreno, la edad de los entrevistados influye enormemente. Los mayores de 40 años están más a favor de este refuerzo de fronteras que los que no han alcanzado esta edad. Por países, los más interesados en el control fronterizo son los griegos y los italianos, mientras que los menos preocupados por tales controles son los suecos y los daneses.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 08 de marzo de 2004.

Lo más visto en...

Top 50