Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
ELECCIONES 2004 | FALTAN 15 DÍAS

Los parados y los mayores centran el primer día de campaña de PP y PSOE

La contienda electoral del 14-M arrancó ayer con el sobresalto de un temporal de nieve y granizo que dejó el norte de España con carreteras cortadas, tramos ferroviarios fuera de servicio, aeropuertos inutilizados, decenas de municipios incomunicados, colegios cerrados y algunas citas políticas aplazadas.

Hasta el debate desencadenado por la concentración de Cataluña en defensa de su autogobierno y contra ETA se enfrió un poco. El presidente catalán, Pasqual Maragall se limitó a considerar "lamentable" la ausencia del PP. Los populares contestaron, a través del portavoz del Gobierno, Eduardo Zaplana, que los 5.000 participantes en la concentración demostraban el fracaso de la misma. "Parece que la sociedad catalana participó más ayer de la opinión del PP que de los convocantes", declaró. El argumentario que repartieron ayer los ideólogos del PP para sus candidatos decía lo siguiente: "Los que llevan escolta y tienen que mirar cada mañana debajo de un coche para comprobar que no hay una bomba tampoco acudieron" a la concentración.

"Crearé dos millones de puestos de trabajo en cuatro años", señala el candidato popular

Llamazares a Zapatero: "Recoge la voz de la calle y haz posible un Ejecutivo de izquierdas"

Zapatero: "Rajoy ha fracasado en las políticas que más preocupan a las familias"

RAJOY Y LA RIQUEZA
Las rebajas fiscales

La visita de Rajoy al País Vasco se frustró por la imposibilidad de que su avión aterrizase en San Sebastián, donde el candidato del PP tenía previsto un mitin que aplazó sin fecha. Sólo le quedó Alicante, donde el PP atesora hoy siete de los 11 escaños en liza, para lanzar sus mensajes. Eligió la creación de empleo como motivo de su principal reflexión. "Ese es el objetivo del PP para los próximos años. En los últimos ocho años hemos creado 4,3 millones de puestos de trabajo. Pero eso no basta, eso no es suficiente, en la próxima legislatura vamos a crear dos millones de puestos de trabajo más. Y crear trabajo, es crear riqueza y ayudar a España", señaló. Después anunció rebajas fiscales para los pequeños y medianos empresarios para lograr su objetivo.

El socialista José Luis Rodríguez Zapatero eligió para su estreno una comisaría de policía local de Fuenlabrada, el municipio de España con más de 100.000 habitantes donde el PSOE obtiene desde hace tiempo sus mejores resultados. En las últimas elecciones municipales cosechó una holgada mayoría absoluta con el 57,9% de los sufragios. Eligió Zapatero este territorio del cinturón rojo del Sur de Madrid para anunciar sus soluciones al problema de la inseguridad ciudadana, el más importante después del paro y del terrorismo, según los sondeos del CIS. Zapatero prometió ayer lo que ya se conocía por el programa que aprobó hace días: 36.000 policías y guardias civiles en cuatro años, un mando único para ambos cuerpos y cambiar el nombre del Ministerio del Interior por el de Seguridad. Después viajó para el mitin de la tarde a su León, donde se crió e hizo carrera política. En esa provincia, el PP domina al PSOE por tres escaños a dos.

EL CAMBIO DE ZAPATERO
"Subiré las pensiones"

En León, el dirigente socialista pidió a los ciudadanos una "apuesta por el cambio" y por un Gobierno "digno que no mienta". Su intervención se centró en la "igualdad plena entre hombres y mujeres, que es garantía de sociedades de provecho y bienestar".

También se esforzó Zapatero en lanzar un mensaje de esperanza a los mayores. "Subiré las pensiones mínimas en la próxima legislatura. Sé lo que hay que cambiar, lo podemos cambiar. Y Rajoy ya no puede cambiar nada porque ha fracasado en las políticas que más preocupan a las familias".

Zapatero recibió ayer una carta que le escribió Gaspar Llamazares, el líder de IU. Le pedía que reconsidere su decisión de no formar Gobierno si no saca más votos que el Partido Popular aunque las alianzas lo permitan.

En la carta, que Llamazares hizo pública ayer por la mañana, el candidato de IU pide a Zapatero que "recoja la voz de la calle" y haga posible un Ejecutivo de izquierdas en España.

Llamazares cargó ayer contra Rajoy: "No nos va a engañar prometiendo dos millones de empleo cuando sólo ha creado empleos basura que no nos acercan al pleno empleo sino a la precariedad".

El PP llenará los buzones de toda España con cartas de su candidato donde recuerda a los 34,5 millones de posibles votantes que su partido es el único que garantiza "un futuro sin sobresaltos" y "un país solidario, cohesionado y sin discriminaciones".

El Consejo de la Juventud de España también buzoneará cartas con un lema: "Tienes una opinión, úsala para votar". Se dirige a los 8,4 millones de votantes menores de 30 años que residen en España, el 25% del total del censo electoral.

EL DEBATE EN CATALUÑA
"Golpear al PSOE por Carod"

En Cataluña, CiU se encargó ayer de atizar a los populares. El cabeza de lista por Barcelona, Josep Antoni Duran Lleida, pidió al PP que no utilice a esa comunidad autónoma para "golpear al PSOE con la excusa de los patinazos de ERC", en referencia a la cita del líder republicano, Josep Lluís Carod-Rovira, con dirigentes de ETA. Por su parte, el PNV defendió ayer "una segunda transición" en la que "la nación vasca sea jurídicamente reconocida" y tenga "voz propia", tal como plantea el plan Ibarretxe.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 28 de febrero de 2004