Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La cobertura del móvil llegará a toda la población en 2004

Las compañías se comprometen a mantener una calidad mínima

Las compañías de telefonía móvil se han comprometido a extender la cobertura a todas las poblaciones de España, según el acuerdo que firmaron ayer con el Ministerio de Ciencia y Tecnología. Actualmente, entre el 98% y el 99% de los ciudadanos (90% del territorio) dispone de cobertura por al menos alguna de las tres compañías que operan en el mercado (Telefónica Móviles, Vodafone y Amena). Ello supone una inversión entre 150 y 200 millones de euros. Además, las operadoras, a las que se unirá Xfera, tendrán que garantizar un nivel mínimo de calidad.

El próximo año, todas las poblaciones españolas, incluso las más deshabitadas y las más recónditas, dispondrán de cobertura de telefonía móvil. Éste es el compromiso adquirido por las compañías con el Ministerio de Ciencia y Tecnología.

El acuerdo afectará a los núcleos rurales más reducidos ya que, según las compañías, sólo entre el 1% y el 2% de la población española vive en zonas que no están cubiertas por ninguna de las tres redes existentes en España, debido a la escasa rentabilidad de llevar el móvil hasta esas zonas.

A cambio, las compañías de móviles han recibido el compromiso del Ministerio de Ciencia y Tecnología de que se les permitirá la "compartición de infraestructuras", con el fin de que ahorren gastos, según señaló ayer el titular del departamento, Juan Costa, tras la firma del acuerdo.

En cualquier caso, el compromiso sólo afecta a zonas habitadas y no afecta a todo el territorio nacional, puesto que la cobertura geográfica total es inviable económica y técnicamente.

El acuerdo contempla también una mejora de la calidad en las comunicaciones por un móvil, similar al que ya existe para la telefonía fija. Para ello, a partir del 1 de enero se implantará un sistema de medición de diferentes parámetros con el que se mida objetivamente el nivel de calidad.

Entre esos parámetros estarán las reclamaciones por facturaciones, porcentaje de llamadas fallidas, el tiempo de establecimiento de llamada, la calidad de transmisión de la voz, cobertura de la red y disponibilidad de servicios como los mensajes cortos (SMS), entre otros.

Con estos datos se elaborará un informe con periodicidad trimestral, que entregarán a Ciencia y Tecnología. Los datos serán controlados y auditados por técnicos de la Administración. El primer informe, que fiscalizará el periodo de enero a marzo de 2004, estará disponible a mediados de mayo. Y a partir de los primeros datos, se elaborará un mapa en el que se detalle el nivel de calidad en todo el territorio nacional.

A finales de este año, España contará con más de 37 millones de abonados móviles, con una tasa de penetración del 90%, por encima de la media europea.

Instalación de antenas

El acuerdo también trata de resolver el espinoso asunto de la instalación de antenas, verdadero caballo de batalla de las compañías de móviles que topan con el rechazo de muchos ayuntamientos, amparados en presuntos efectos nocivos para la salud, que no han sido corroborados por ningún estudio científico.

Para ello, el pacto, con vigencia de dos años y prorrogable anualmente, crea un órgano de cooperación en el que estarán representadas las operadoras y todas las administraciones (central, autonómica y local) con el fin de desbloquear los conflictos que se produzcan.

Por otra parte, las operadoras se mostraron optimistas sobre la implantación progresiva de la nueva telefonía móvil multimedia (UMTS) durante el próximo año.

El acuerdo fue firmado por los consejeros delegados de Telefónica Móviles (Javier Aguilera), Vodafone (Francisco Román), Auna, propietaria de Amena (Joan David Grimá) y Xfera (Antonio Cantón). Esta última compañía aún no tiene operaciones comerciales, aunque Cantón insistió en que se lanzará al mercado a finales de 2004 o principios de 2005.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 18 de diciembre de 2003