Sanidad alerta de que está aumentando el consumo "compulsivo" de cocaína por vía intravenosa

El consejero de Sanidad, Gabriel Inclán, alertó ayer, Día Mundial de la Lucha Contra el Sida, del incremento que se está registrando en el consumo de cocaína por vía intravenosa de manera "compulsiva". La mitad de quienes acuden actualmente a realizar intercambios de jeringuillas se inyectan exclusivamente esa sustancia. Ese consumo compulsivo, con incluso más de diez inyecciones diarias, "puede favorecer" la reutilización de jeringuillas y el compartirlas, con lo que aumenta el riesgo de contagio del VIH, destacó Inclán.

Osakidetza va a crear una comisión con responsables de Asuntos Sociales, colegios de Farmacéuticos y ONG para analizar este fenómeno y plantear posibles maneras de abordarlo, informa Efe.

Sanidad destacó que el consumo de jeringuillas entre los drogadictos en Euskadi ha crecido un 41% en los últimos dos años. Este ejercicio está previsto que se dispensen más de 544.000 unidades. Inclán opinó que este aumento se debe sólo en parte al crecimiento del suministro e intercambio de jeringuillas entre consumidores de heroína, ya que tanto las organizaciones sociales como las farmacias lo relacionan con el aumento del consumo de cocaína por vía intravenosa.

El consejero recordó que la cocaína "engancha muchísimo" y no existe una medicación sustitutiva, como es la metadona para los heroinómanos. Además, entre estos consumidores compulsivos de la droga aparecen problemas psiquiátricos como paranoia, depresión, psicosis, ansiedad y delirios.

172 nuevas infecciones

Respecto a la evolución del sida en Euskadi, Inclán indicó que el período 1997-2003 se han infectado 1.253 personas de VIH, de los que Sanidad estima que 172 lo harán este año. El 72,9% son hombres y el 27,1%, mujeres. La vía sexual sigue siendo la forma más habitual de contagio, pues seis de cada diez personas contraen la enfermedad de esta manera. El 41,3% lo hace con la práctica heterosexual y el 19,1% por prácticas homosexuales. El 30,8% restante se contagia por vía parenteral.

El consejero destacó los avances registrados en Euskadi en la reducción del rechazo a los afectados por el VIH. Recordó la estigmatización que sufrían las personas infectadas hace diez años, cuando por ejemplo se trató de expulsar a un niño con VIH de un colegio, mientras que hoy en día 60 niños seropositivos están escolarizados "con toda normalidad" en la comunidad autónoma.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS