Batasuna se suma al tripartito vasco para defender a la consejera de Educación

El lehendakari, Juan José Ibarretxe, trató ayer de volver contra la oposición las mociones de censura a su consejera de Educación, Anjeles Iztueta, y lo hizo acusando al PP y al PSE de atacar no a la responsable del departamento, sino a todo el sistema educativo vasco. La defensa de éste, en términos incluso de "homenaje", según sus palabras, fue la línea que adoptó Ibarretxe en lugar de responder al amplio pliego de cargos concretos que el PSE y el PP, cada uno por su parte, desplegaron contra la gestión de Iztueta en sus 26 meses al frente de Educación. Los parlamentarios de Sozialista Abertzaleak (la antigua Batasuna) sumaron sus votos a los grupos del tripartito para rechazar las mociones.

Más información

Frente al intento de Ibarretxe, la socialista Isabel Celaá dejó clara la separación entre la mala gestión del Gobierno y el funcionamiento del sistema educativo, "que es bueno", dijo, lo mismo que al profesorado "que es magnífico, el mejor".

Celaá no centró su intervención en el detonante de la moción de censura, la circular que usa el término "inmigrante" para cualquier alumno de fuera de la comunidad, y detalló una pormenorizada lista de cargos por los que la consideran "inhabilitada para el puesto. Celaá pidió a Ibarretxe que releve a Iztueta "por hacer de su mandato una larga cadena de despropósitos y conflictos inspirados por su falta de prudencia y de sensatez".

El popular Iñaki Ortega le acusó de haber puesto Educación "al servicio del nacionalismo más sectario y excluyente". Ibarretxe le dio su confianza "absoluta y total".

* Este artículo apareció en la edición impresa del viernes, 28 de noviembre de 2003.

Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50