BARÓMETRO DEL CIS

El CIS prevé una ajustada mayoría absoluta del PP y 7,7 puntos de distancia con el PSOE

Rajoy se estrena con un 4,63 como líder más valorado, mejor nota que Aznar y Zapatero

Lo mejor que le podría ocurrir al PP, según el último Barómetro del CIS, es que las elecciones generales se celebraran ya. Obtendría, según el pronóstico del Centro de Investigaciones Sociológicas, una ajustada mayoría absoluta, con el 42,4% de los votos. En 2000 logró el 44,5%. Y vería cómo el PSOE repite exactamente los resultados de 2000, un 34,7%. Mariano Rajoy se estrena en este Barómetro como líder del PP. Lo hace con una nota de 4,63, por delante de todos: de José María Aznar (un 4,56) y de José Luis Rodríguez Zapatero (un 4,47), quien obtiene su peor calificación como líder socialista.

Ocho de cada 10 ciudadanos ven a diario la tele, frente al 45% que oye cada día la radio
Más información
Barómetro CIS Octubre de 2003
En la recta final
El PSOE desplegará 34.000 agentes para explicar su programa de cara a las generales
El paro sigue siendo la principal preocupación de los españoles, según el CIS

El PP y el PSOE recuperan exactamente la previsión de voto que les concedía a ambos el CIS en abril de 2002, es decir, antes de la huelga general del 20 de junio; del accidente del Prestige el 13 de noviembre y la posterior gestión de esa catástrofe, y de la guerra de Irak, en la primavera pasada.

El trabajo de campo del Barómetro de octubre que ayer presentó el CIS se realizó entre el 25 y el 31 de octubre, es decir, en plena resaca de las elecciones a la Comunidad de Madrid (el 26 de octubre) y ya en campaña para las catalanas del 16 de noviembre. Según este estudio, todo el desgaste que el Gobierno del PP parecía haber tenido el último año y medio se evapora. Y el panorama electoral se asemeja mucho al de las elecciones de 2000, aunque con una mayoría absoluta menos holgada para los populares.

El 42,4% que el CIS pronostica como estimación de voto para el PP le daría, según aseguró ayer el secretario de Estado de Relaciones con las Cortes, Jorge Fernández, la mayoría absoluta. Con el sistema electoral español, esa mayoría se logra, según dijo, a partir del 41,5% de los votos. IU tendría un 5,9% de los votos, frente al 5,54% de las elecciones de 2000. Y CiU un 4% de los sufragios, algo menos del 4,25% que tuvo hace cuatro años.

Éste es el panorama que estrena Mariano Rajoy en el primer Barómetro que le examina como líder nacional. Se coloca en cabeza, con un 4,63 de nota. Bien es cierto que cuando José Luis Rodríguez Zapatero estrenó liderazgo en el PSOE, los encuestados por el CIS le calificaron con un 5,77. Pero en el último Barómetro, Zapatero ha logrado su peor nota, un 4,47. Como anécdota, los últimos Barómetros coincidían en la calificación que, como ministros, daban a Rajoy y a Rodrigo Rato. En éste, sin embargo, Rato queda como ministro mejor valorado, con un 4,7, unas centésimas más que Rajoy. Y ningún ministro, como ya es habitual, llega al cinco, al aprobado.

La valoración del Gobierno mejora de forma apreciable respecto al Barómetro de julio. El 30,3% califica su gestión de buena o muy buena. La veían así el 28,9% en julio. Y el 27,2% la considera mala o muy mala. De esa opinión era el 30,5% en julio.

A cambio, empeora considerablemente en estos pocos meses la opinión de los encuestados respecto a la actuación de la oposición socialista. La califica como buena o muy buena el 15,1%. La veía así el 19,2% en julio. Y la considera mala o muy mala el 32,1%. Era de esa opinión el 28% hace un trimestre. Aún más, según destacó ayer el secretario de Estado de Relaciones con las Cortes no era tan negativa la opinión que los encuestados tenían de la actuación del PSOE desde octubre de 2000, cuando echó a andar el equipo de oposición de Rodríguez Zapatero.

De cara a las elecciones es también relevante ver cuáles son los problemas más importantes que los encuestados creen que tiene España y tienen ellos como ciudadanos. El paro sigue ocupando un primer lugar que sólo se cuestiona cuando acaban de ocurrir graves atentados. Después, el segundo problema de España sigue siendo el terrorismo de ETA, pero esa preocupación pasa a un quinto lugar cuando el encuestado contesta por los problemas que le afectan personalmente. Como ciudadano, le resultan más relevantes la inseguridad ciudadana, los problemas económicos y la vivienda. Otros problemas de amplia incidencia en los medios de comunicación, como la guerra de Irak, el Prestige o la situación política en el País Vasco, quedan en los últimos lugares de la preocupación ciudadana.

El CIS dedica 18 preguntas a saber cómo valoran los ciudadanos los medios de comunicación, sobre todo la televisión y la radio. Ocho de cada 10 encuestados ven la tele todos los días, y dos de cada tres le dedican nada menos que de una a tres horas al día. Dicen que lo que más ven y lo que más les gusta son los informativos, seguidos de las películas, los documentales y las retransmisiones deportivas. Y delante del televisor, la actitud es ir cambiando de canal, también en los informativos, hasta encontrar un programa del gusto del espectador.

La afición por la radio es menos masiva. Sólo el 45% la escucha a diario y, entre los que lo hacen, sólo el 42,7% le dedica entre una y tres horas al día. Pero los informativos de la radio tienen mucha más credibilidad que los de televisión. Le merecen confianza al 72% de los encuestados frente al 53% que se fía de los telediarios.

El Barómetro del CIS sólo dedica dos preguntas a la lectura de periódicos pues está preparando un estudio específico sobre este asunto. Pero las dos son bastante significativas. El 37% admite que no lee nunca o casi nunca periódico alguno. A cambio, suman un 33,5% los que dicen leerlos entre cuatro días y todos los de la semana. Los que los leen optan de forma masiva por los diarios de información general: un 94,6% dice que son ésos los que lee. Un 30,4% dice que lee periódicos deportivos. Y sólo un 10,2% afirma leer diarios económicos.

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS