LA POSGUERRA DE IRAK | Reacción internacional

Annan dice que la ONU sólo ayuda al pueblo iraquí a "recuperar su soberanía"

El presidente George W. Bush asegura que los terroristas "no decidirán el futuro de Irak"

George W. Bush recibió las noticias de Bagdad mientras jugaba al golf cerca de su rancho, en Tejas. Inmediatamente se improvisó en un hangar un pequeño escenario para que el presidente, ya en traje y corbata y con el rostro sombrío, leyera una alocución en la que prometió que Estados Unidos no se dejaría amedrentar por el terrorismo y prevalecería "ante cualquier dificultad". El secretario general de la ONU, Kofi Annan, condenó la "violencia asesina" y afirmó que el personal de Naciones Unidas desplazado a Irak no tenía otro objetivo que "ayudar al pueblo iraquí a recuperar su independencia y su soberanía bajo líderes libremente elegidos".

Más información

El Pentágono se apresuró a precisar que asumía la responsabilidad de la seguridad genérica en Irak, pero indicó que el recinto donde se alojaba el personal de la ONU estaba protegido por "personal contratado" por la propia organización. La semana pasada, Estados Unidos descartó conceder a Naciones Unidas cualquier tipo de participación directa en la estabilización de la sociedad iraquí, pese a las peticiones en ese sentido formuladas por otros países miembros del Consejo de Seguridad.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 19 de agosto de 2003.

Se adhiere a los criterios de
Lo más visto en...Top 50