Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Karzai logra apoyos suficientes para seguir gobernando Afganistán

La Alianza del Norte y el ex rey respaldarán al líder pastún en la asamblea de notables

Kabul / Islamabad

El presidente provisional de Afganistán, Hamid Karzai, cuenta con apoyos más que suficientes para seguir en el cargo durante dos años más. El portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores afgano, Omar Samad, afirmó ayer que los principales señores de la guerra del país, los miembros del Gabinete provisional y el ex rey Mohamed Zahir Shah respaldarán al líder pastún en la Loya Jirga, o Gran Asamblea de notables tribales, que elegirá la próxima semana al nuevo Gobierno.

El consenso en torno a la figura de Karzai se ha fraguado en una serie de negociaciones en las que han participado integrantes del Gabinete provisional y líderes regionales -incluyendo al poderoso gobernador de la provincia occidental de Herat, Ismail Khan-, dijo Samad. La Loya Jirga reunirá en Kabul entre el 10 y el 16 de junio a 1.500 delegados, que elegirán un Gobierno de transición para los dos próximos años. El nuevo Gabinete sustituirá a la Administración interina presidida por Karzai, elegida para un periodo de seis meses en la conferencia de Bonn a principios de diciembre pasado.

'El apoyo al Gobierno de Karzai es un gran logro', dijo el portavoz del Ministerio de Exteriores. 'Afortunadamente, hay un entendimiento general sobre la continuación del actual sistema político, y Karzai ha tenido éxito durante su mandato', agregó. Samad afirmó que la Alianza del Norte -liderada por tayicos del valle del Panshir y que controla los ministerios de Exteriores, Interior y Defensa- también apoya a Karzai, de 44 años.

El ex rey Mohamed Zahir Shah, que será el encargado de inaugurar la Loya Jirga, se encuentra enfermo y ha aplazado un viaje por varias provincias en apoyo de Karzai. Zahir, de 87 años y etnia pastún, regresó de su exilio en Roma hace dos meses.

Por otro lado, la agencia Af-ghan Islamic Press (AIP) informó ayer de que las fuerzas aliadas lideradas por EE UU persiguen a talibanes y miembros de Al Qaeda en las montañas que separan Afganistán y Pakistán, después de que el Gobierno de Islamabad anunciase que podría desplazar a las tropas que tiene desplegadas en la zona hacia la región de Cachemira. El objetivo, según AIP, es que los fugitivos no crucen la frontera y entren en Pakistán.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 3 de junio de 2002