Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una sentencia considera víctima de ETA a un policía que se suicidó

La Audiencia de Sevilla ha reconocido el derecho a indemnización a la familia del policía nacional A. R. C., que se quitó la vida en 1995 bajo el "síndrome del Norte" por "haber estado ocho años en el País Vasco". La aseguradora negó la indemnización porque el suicidio del policía sevillano fue un "acto completamente voluntario".

La sentencia afirma en cambio que "no fue un acto de voluntad libre y consciente" sino fruto del trauma sufrido "como consecuencia de la barbarie terrorista" de modo que su muerte "constituye uno más de los crímenes de la banda terrorista ETA", lo que implica que el agente puede ser considerado víctima del terrorismo, según explicaron fuentes judiciales.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 17 de diciembre de 2001