Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
MARTÍNEZ, EN LIBERTAD

El PSOE dice que Martínez no salió libre el miércoles por 'desidia' de Piqué

Exteriores replica que el preso no pidió la gestión que alega el PSOE

'Sólo la desidia escandalosa de Exteriores' ha permitido el 'lamentable espectáculo' de que Joaquín José Martínez fuera esposado después de que el jurado de Tampa le declarase inocente y conducido de nuevo a la cárcel, aseguró ayer Belloch, que fue ministro de Justicia en el último Gobierno socialista. Belloch respaldó esta acusación en una carta que el abogado de Martínez, Peter Raben, dirigió al Servicio de Inmigración de EE UU y que pide se acepte 'en nombre del cónsul español'. En su misiva, Raben solicita la puesta en libertad inmediata al detenido si, en el juicio, se retiraran los cargos o fuera declarado no culpable.

Copia de esa misiva llegó tanto a Belloch como a la portavoz adjunta del grupo popular en el Senado, Rosa Vindel, que encabezó la comisión de senadores que ha visitado a los tres presos españoles en el corredor de la muerte de Estados Unidos. Ambos aseguraron ayer a este diario que remitieron una copia de la carta a Exteriores. Belloch añadió que la familia de Martínez les dijo que también lo había hecho con el objetivo de presionar a Exteriores para que fuera el cónsul quien rubricara la carta del abogado. El motivo es que, lógicamente, el Servicio de Inmigración de EE UU necesita saber que los presos inmigrantes, como Martínez, no tienen otras causas pendientes antes de ponerles en libertad. Esas gestiones de Exteriores se realizaron con toda celeridad ayer, después de conocida la sentencia.

Antes no se hizo nada porque, según el director de la Oficina de Información Diplomática, Alberto Aza, el Gobierno 'nunca' recibió tal petición. 'No tengo rastro ni me consta que se haya recibido carta alguna con una petición de este tipo', aseguró Aza. La OID añade que Exteriores no puede dar 'avales'; si acaso 'certificado de penales, y eso corresponde a Justicia'.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 8 de junio de 2001