Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sanidad planea cerrar el Puerta de Hierro y trasladarlo a Majadahonda

Las protestas de trabajadores y organismos sociales obligaron en 1999 a Sanidad a desdoblar el centro

Hace dos años, trabajadores del hospital, partidos políticos, sindicatos e incluso el alcalde de Madrid, José María Álvarez del Manzano, se levantaron airados contra la propuesta de clausurar el Puerta de Hierro -que es el hospital de referencia del área 6 de la región y atiende a 450.000 madrileños- y trasladar todos sus servicios al nuevo hospital de Majadahonda, localidad de 50.000 habitantes. 'La capital no puede permitirse el cierre de un hospital, está falta de camas', dijo entonces el regidor.

La fiereza de las protestas, paros y manifestaciones llevó el 5 de febrero de 1999 al Insalud, a la Comunidad y a la Autónoma a pactar una fórmula intermedia que evitase el cierre del centro sanitario. Se optó por crear un Puerta de Hierro bis en Majadahonda y mantener parte de sus servicios asistenciales en la sede actual. 'La situación ha cambiado; hemos recibido peticiones de los trabajadores del Puerta de Hierro para que todos los servicios vayan al nuevo centro sanitario de Majadahonda', han señalado medios hospitalarios.

El acuerdo que ahora parece desechado permitía que permanecieran en el viejo hospital las unidades de investigación, oncohematología, medicina nuclear, radioterapia, diálisis agudas y cuidados paliativos. Todos los demás servicios, incluidas las unidades de trasplantes de corazón e hígado -a las que el Puerta de Hierro debe su prestigio internacional-, pasarían al nuevo complejo de Majadahonda. Además, ambos hospitales compartirían los servicios de medicina preventiva, admisión, anestesia, farmacia, radiodiagnóstico, estructura y administración docente y cuidados intensivos. Entonces, el Insalud también se comprometió a invertir unos 2.000 millones de pesetas para reformar las instalaciones del actual Puerta de Hierro en tanto se efectuaban las obras del nuevo hospital.

Cinco años de vida

Las cosas parecen haber cambiado ahora: al Puerta de Hierro de San Martín de Porres le quedan apenas cinco años de vida. Será clausurado cuando entre en funcionamiento el nuevo centro de Majadahonda. El futuro de sus instalaciones es todavía una incógnita. Las autoridades sanitarias barajan la posibilidad de convertirlas en un gran centro de salud o en un hospital de día (para intervenciones quirúrgicas leves, los enfermos son operados por la mañana y se van a sus casas por la tarde), o bien en un centro geriátrico. 'Aún no hay nada definido', afirman fuentes sanitarias.

La capital perderá así un hospital de referencia nacional dotado con más de 500 camas. Las obras del nuevo centro sanitario de Majadahonda saldrán a concurso en las próximas semanas, según la citadas fuentes. Lo normal, agregan, es que se conceda su ejecución a una UTE (unión temporal de empresas, como ha ocurrido con el hospital que ya se levanta en Fuenlabrada). Los técnicos han concluido ya el estudio funcional y arquitectónico del futuro centro sanitario majariego (el plan que especifica cómo será el hospital por dentro, su número exacto de camas, servicios, distribución de sus dependencias...).

Está previsto que, con más de 14 meses de retraso, las obras del hospital de Majadahonda se inicien a finales de este año y que concluyan en 2005. La primera piedra del nuevo hospital, que atenderá a unas 500.000 personas, fue colocada el 2 de marzo de 2000, en plena campaña electoral para las elecciones legislativas. Al acto acudieron el entonces ministro de Sanidad, Romay Beccaría, y el consejero de Salud de la Comunidad, José Ignacio Echániz.

Denuncias

El coste estimado del futuro hospital majariego es de 18.000 millones de pesetas, unos 6.000 millones más de los que inicialmente proyectó el Insalud cuando decidió desdoblar este hospital. El solar para levantar el nuevo hospital ha sido cedido por el Ayuntamiento de Majadahonda, y tiene más de 190.000 metros cudrados. Contará con cuatro plantas y 700 camas, y dispondrá de alta tecnología sanitaria.

El pasado 3 de abril, la Junta de Moncloa, a la que pertenece el Puerta de Hierro, ordenó su cierre por presentar 64 deficiencias de seguridad. Más de la mitad de esas deficiencias, según un recurso que presentó ante el Ayuntamiento la dirección del Puerta de Hierro de Madrid, están ya subsanadas. 'No entendemos la actitud del Ayuntamiento. Desde 1992 estamos solucionando estas deficiencias y tenemos previsto un plan para solventar las que quedan', explicó un responsable del centro.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 25 de mayo de 2001