Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Consejo Vasco de Finanzas abre la vía definitiva para que la Feria de Muestras vaya a Barakaldo

La Feria de Muestras de Bilbao, que tiene realizado su proyecto básico de traslado a Barakaldo, cuenta ya con los terrenos que deseaba. La parcela, que procede de una deuda tributaria de Altos Hornos de Vizcaya a la Hacienda de este territorio, permanecía, como todas la deudas tributarias cobradas en especie, en un registro del que son titulares las cuatro instituciones del Consejo.

Ahora, éste ha dedicido destinar este terreno a la feria. Así, cuando se constituya la sociedad que realizará el nuevo ferial, la finca será aportada en dos tercios por el Gobierno y en un tercio por la Diputación de Vizcaya. Las otras dos diputaciones podrán decidir en su momento si quieren participar en esta sociedad. La cesión de los terrenos era un factor clave para que la nueva feria, sobre la que ya existe un proyecto básico, pudiera realizarse.

El Consejo Vasco de Finanzas cerró formalmente el ejercicio fiscal de 2000. La recaudación del pasado año muestra, de acuerdo con la vicelehendakari, Idoia Zenarruzabeitia, la buena marcha de la economía vasca y el tirón que ha tenido esencialmente la industria. Lograr un recaudación de 1,337 billones de pesetas, un récord histórico, fue calificado por Zenarruzabeitia como una buena noticia. De hecho, el último trimestre del año, especialmente gracias al IVA, tuvo un comportamiento espectacular, que supuso un incremento de recaudación de un 1,3% en el conjunto de Euskadi con respecto a las previsiones de cierre del pasado octubre y de un 9,44% sobre el cierre de 1999.

Por territorios, la recaudación en Vizcaya ha supuesto 690.868 millones, con un incremento del 11,32%; en Guipúzcoa, de 432.002 millones, con un alza de 7,33%; y en Álava, de 214.943 millones, con un crecimiento del 7,87%. Estos datos indican que Vizcaya ha recaudado el 51,64% del total; Guipúzcoa, el 32,29% y Alava, el 16,07%.

Así, el consejo aprobóla liquidación del fondo de solidaridad de 2000 con un resultado distinto al esperado en octubre (ver El PAÍS del pasado martes) . El excelente tirón final en la recaudación de Vizcaya, un 1,3% superior a la prevista en octubre, y de Álava, un 2,3% mejor que lo calculado ese mes, han hecho que Guipúzcoa sea el único territorio que se tenga que acoger este año al fondo de solidaridad. La totalidad de la dotación, 1.708 millones de pesetas (ver gráfico), irá a las arcas de esta provincia.

El fondo de solidaridad se nutre de las aportaciones que realizan las cuatro haciendas (las tres diputaciones y el Gobierno). Es un mecanismo extraordinario pensado para compensar a las instituciones forales cuando no llegan con sus ingresos al 99% del coeficiente que les corresponde.

Por tributos, el IRPF ha supuesto unos ingresos totales de 422.692 millones, con un crecimiento del 3%; el Impuesto sobre Sociedades ha ingresado 150.619 millones, con un alza del 9,2%; el IVA se eleva a 464.447 millones, con un crecimiento del 11,5%; los Impuestos Especiales, 173.974 millones, con un 13,3%, y el resto de figuras impositivas han arrojado 126.081 millones, con un 20,98% de más.

El último punto que trató ayer el Consejo Vasco de Finanzas, a instancias de la Diputación de Álava, fue realizar un calendario para empezar a negociar la ley de Aportaciones, que caduca este año. Esta norma marca la contribución de cada territorio a la caja común vasca en función del peso que tiene en el total de Euskadi. Álava y Vizcaya están dispuestas a cambiar radicalmente esta norma. Guipúzcoa, según manifestó Zenarruzabeitia, pese a ser este año la hacienda peor parada, no mostró ayer malestar por la norma.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 15 de febrero de 2001

Más información

  • Guipúzcoa recibirá, en un año de recaudación récord, 1.708 millones del fondo de solidaridad