Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Gregori afirma que Terra Mítica frenó en la Comunidad la caída generalizada del turismo

Mientras los establecimientos turísticos de Baleares y Canarias registraron descensos significativos en ocupación entre los meses de enero y agosto, la Comunidad Valenciana consiguió incrementar las pernoctaciones un 4,7% con respecto al año pasado, pese a que la oferta de plazas aumentó en más de tres puntos. La Administración autonómica asegura que el éxito de la campaña se debe a la irrupción en el mercado de Terra Mítica, que frenó una caída generalizada del sector, aunque paradójicamente la ocupación en los hoteles de Benidorm descendió en septiembre.

De los principales destinos turísticos españoles, sólo la Comunidad Valenciana ha mejorado resultados con respecto a la campaña anterior. El número de pernoctaciones hoteleras registradas durante los primeros ocho meses del año ascendió a 13.745.503, con un incremento de 4,7 puntos. El mercado ha absorbido con normalidad el incremento del 3,39% en el número de plazas ofertadas en establecimientos turísticos.Los datos oficiales, facilitados por la encuesta de ocupación que realiza el Instituto Nacional de Estadística y las encuestas semanales de ocupación de la Agència Valenciana de Turisme, indican que el incremento de pernoctaciones ha sido generalizado en prácticamente todos los meses del año, dato indicativo del avance de la desestacionalización que persigue el sector. Los buenos resultados se repiten tanto en hoteles como en hostales, alojamiento rural, cámpings y apartamentos turísticos legalizados, y en las tres provincias valencianas.

Ritmo creciente

Para el subsecretario de Turismo, Roc Gregori, la única explicación posible a ese especial comportamiento del cliente con el destino turístico valenciano está en la irrupción en el mercado del parque temático inaugurado en Benidorm. "Algo ha tenido que moverse en el mercado para que mantengamos el ritmo creciente, y yo lo achaco a Terra Mítica", señaló el responsable de la Agència Valenciana de Turisme. Gregori puntualizó que no se dispone de datos objetivos para avalar esa afirmación. "Es una reflexión que hago, porque es lo único que nos ha diferenciado del resto de destinos", afirmó.Los datos de ocupación del mes de septiembre, sin embargo, entran en contradicción con esa tesis, ya que la planta hotelera de Benidorm registró un descenso de 1,45 puntos con respecto al año pasado, cuando el proyecto se concibió, entre otras cosas, para extender y ampliar el negocio turístico fuera de temporada alta, en la que la costa se llena con facilidad.

"Espero que el efecto Terra Mítica se note más al final de año y en temporadas siguientes", señaló ayer Gregori, partidario de no crecer más en agosto en beneficio del resto del año.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 3 de octubre de 2000

Más información

  • La oferta de plazas aumenta un 3,39%, y se confirma el auge del visitante de ciudad