Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los bares de copas se unen contra el expediente de horarios abierto en Huertas

Las asociaciones de bares de copas se rebelaron ayer contra las instituciones por el expediente municipal abierto para estudiar un recorte de horarios en Huertas. Los hosteleros se molestaron aún más al conocer el decreto de cierre firmado por la Junta de Centro contra uno de los locales emblemáticos de la noche madrileña, La Boca del Lobo, por carecer de licencia de actividad. Las asociaciones de bares denuncian que el Ayuntamiento incumple la ley a la hora de tramitar las licencias.

Un agente de la Policía Municipal acudió al local de La Boca del Lobo, situado en la calle de Echegaray, a las once de la noche del pasado martes. Llevaba un decreto municipal por el que la Junta de Distrito de Centro ordenaba la clausura del bar porque "se ejerce la actividad sin ajustarse a la licencia concedida, teniendo instalado equipo de música y actuaciones en directo", según reza el documento municipal. El Consistorio otorga un plazo máximo de cuatro días para que se aplique la orden. En su defecto, procederá al precinto inmediato del local.

Lo ocurrido no es casual para los responsables de tres de las principales asociaciones de bares de copas de Madrid, que han salido en defensa a ultranza del local clausurado. La Asociación de Hosteleros de Huertas, la de Locales con Música en Vivo y la de Bares de Copas denunciaron ayer que es el Ayuntamiento el culpable de que La Boca del Lobo funcione sin licencia.

Emblemático local

Las asociaciones afirmaron ayer que van a interponer un recurso contencioso-administrativo contra el decreto municipal que ordena el cese de la actividad en La Boca del Lobo. "No podemos permitir que cierren este emblemático local de Madrid por un problema puramente burocrático", afirmó ayer Manuel Blázquez, presidente de la Asociación de Hosteleros de Huertas.

"El Ayuntamiento incumple los plazos que establece la Ley de Procedimiento Administrativo a la hora de tramitar las solicitudes de obtención de las licencias de actividad o de modificar el tipo de licencia", aseguró ayer el presidente de la Asociación de Bares de Copas, José Luis Salazar. "Nunca responde dentro del plazo a la solicitud de licencia que les remiten decenas de bares, sobre todo los situados en las zonas que gozan de protección medioambiental por parte del Consistorio", aseguró el secretario de la Asociación de Hosteleros de Huertas, José Carlos García. "Así tiene la sartén por el mango, porque si un bar no tiene licencia, el Ayuntamiento tiene un argumento sólido para cerrarlo. Es el caso de La Boca del Lobo", añadió. "En Madrid hay cientos de bares que funcionan sin licencia. El Ayuntamiento hace la vista gorda hasta que surgen las quejas de los vecinos por el ruido. Entonces se escuda en la falta de licencia para cerrarlo y contentar a los vecinos", aseguró ayer otro hostelero.

El presidente de la mencionada asociación de la calle de las Huertas, Manuel Blázquez, afirma que "el reglamento que desarrolla la Ley de Espectáculos Públicos y establece los horarios de cierre está dirigido a que las discotecas monopolicen el negocio del ocio nocturno madrileño", criticó. La asociación de vecinos apeló a los tribunales para que el Ayuntamiento hiciera cumplir los horarios de cierre porque aseguran que el ruido les molesta.

La edil de Policía, María Tardón, ha abierto un expediente para aplicar una posible reducción del horario de cierre de los bares de la zona de Huertas. Para ello ha establecido un perímetro acotado entre las calles del Prado, San Sebastián, Atocha, paseo del Prado y carrera de San Jerónimo. La posible reducción de horarios afectaría a 150 bares de la zona. Los hosteleros denuncian que la reducción del horario de cierre supondría la puntilla para sus negocios.

La Ley Regional de Espectáculos faculta a los ayuntamientos a reducir la hora de cierre en las zonas saturadas de locales.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 17 de febrero de 2000

Más información

  • La Junta de Centro cierra La Boca del Lobo