CUMBRE DE LA OSCE EN ESTAMBUL

España se suma a los países que apoyan el ingreso turco en la UE

El presidente del Gobierno español, José María Aznar, anunció ayer que se suma a los líderes que apoyarán la aceptación de la candidatura de Turquía a la Unión Europea en la cumbre de Helsinki en diciembre. Esta candidatura, rechazada hace dos años en Luxemburgo por la UE, es considerada como pieza capital en el fortalecimiento de las relaciones entre los miembros europeos de la OTAN y Turquía.

Más información

La importancia de la candidatura turca viene aumentada en unos momentos en los que toda la región, en la que Ankara tiene una influencia especial, se halla en el centro del interés de las potencias internacionales.José María Aznar tampoco se quedó ayer a la firma del documento final de la cumbre de Estambul ni de la Carta Europea de Seguridad. Aunque bastantes horas después del presidente ruso Borís Yeltsin, fue uno de los pocos jefes de delegación en la cumbre de la OSCE que faltaron a los actos finales de clausura. Hubo de partir para dar una conferencia en Francfort (Alemania).

Después de mantener una corta serie de encuentros bilaterales, la obligada con el anfitrión, el primer ministro turco Bülent Ecevit, y con el presidente rumano, Emil Constantinescu, el presidente del Gobierno español abandonó la ciudad turca junto al Bósforo para dirigirse a la metrópoli financiera próxima al Meno. Atrás quedó Ramón de Miguel, el número dos de Exteriores, que estampó, como jefe de la delegación española, su firma en los más destacados documentos que la cooperación europea firma desde 1990.

Turquía agradecerá, sin duda, el gesto que supone por parte del Reino de España este apoyo, poco antes de una cumbre en la que un rechazo de la candidatura de Ankara supondría un durísimo revés para la vocación occidentalista turca.

Gestos de amabilidad

También Constantinescu pudo constatar el apoyo de Aznar a la candidatura de Rumania a la entrada en la Unión Europea y la Alianza Atlántica.Estos gestos de amabilidad, que a poco comprometen, son un esfuerzo más por darle a la presencia del presidente del Gobierno un perfil algo más perceptible que el presentado ante la cumbre de la OSCE.

[En la conferencia que pronunció en Francfort, el presidente del Gobierno español advirtió del peligro que supone pensar que con la llegada del euro se van a a resolver "todos los problemas", y pidió que la Unión Europea apueste por las reformas y la estabilidad presupuestaria, antes de proponer una reducción a la mitad del peso de la deuda pública de los socios comunitarios, informa Efe].

* Este artículo apareció en la edición impresa del 0019, 19 de noviembre de 1999.

Lo más visto en...

Top 50