Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
COYUNTURA AGRARIA

Los grandes del sector mantienen el equilibrio con una cierta atonía

El sector de la industria del aceite arrastra durante los últimos años una situación de cierta estabilidad, en la que cabe destacar fundamentalmente el mantenimiento de las cuotas de mercado por parte de los grupos más importantes, así como el moderado ascenso de otros de tipo medio de capital nacional. No se han cerrado los procesos de fusión o integraciones, pero las nuevas operaciones se presentan cada día más complejas, ante la falta de grupos claros que opten por las compras.En la parte alta destaca la posición de liderazgo del grupo Koipe, que se mantiene ligeramente por encima del 30% en las ventas de todos los aceites, según los datos controlados por la Asociación Nacional de Envasadores en agosto pasado.

El grupo Koipe no tiene en perspectiva ni se ha planteado nuevas compras en el mercado nacional, sino aumentar su estructura en el exterior, tanto en Europa como en otros países, para ganar cuota de mercado.Koipe busca nuevas estructuras en el exterior, tanto en la UE como en terceros países y muy especialmente en Estados Unidos.

La segunda plaza

Unilever se mantiene en segundo lugar, con una cuota del 9,29%, en una posición estancada. Los angloholandeses llegaron a España a través de La Masía, compraron caro y luego no tuvieron suerte a la hora de hacer otras compras, como su fracasado intento en Elosúa.Aceites Toledo ocupa el tercer lugar y se mantiene como el primer grupo español en el aceite, con una cuota del 5,11%. El cuarto lugar lo ocupa el grupo Borges, con el 4,58%, seguido de Coosur con el 4,18% y Aceites del Sur con el 4,11%.

Esta situación de estabilidad, de cara a la formación de otros grupos más fuertes, se podría alterar por la venta de Coosur para el próximo año y la decisión que tome Unilever, aunque tampoco se pueden descartar otros movimientos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 8 de noviembre de 1999