Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La política sobre las armas

Tras décadas de identificar al Sinn Fein con el Ejército Republicano Irlandés (IRA), los unionistas de David Trimble reconocen en los últimos días la línea divisoria entre los republicanos. El compromiso adquirido por el líder del Sinn Fein, Gerry Adams, para lograr el desarme de su rama militar no es garantía para Trimble. El líder unionista exige un mensaje de P. O'Neil, el firmante anónimo de los comunicados del IRA. La distinción entre "ambas caras" del movimiento republicano la acepta también, en los últimos días, el primer ministro irlandés, Bertie Ahern. Tan sólo su homólogo británico, Tony Blair, reitera que el Sinn Fein y el IRA permanecen "inextricablemente unidos".

El aparente distanciamiento de ambas ramas del movimiento republicano lo propició Adams en los años ochenta con la llamada estrategia doble de "la metralleta y la urna [electoral]". La elección al Parlamento de Westminster del preso del IRA Bobby Sands, semanas antes de morir en huelga de hambre, dio un impulso internacional al mensaje político republicano.

El respaldo al Acuerdo de Viernes Santo de abril de 1998 y la abolición de la tradicional política abstencionista durante el congreso general del Sinn Fein un mes después anticipó la victoria del frente político sobre el militar. Los miembros del Sinn Fein y del IRA podrían participar, en virtud al voto mayoritario de los delegados, en las instituciones autonómicas que confirman la partición de la isla.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 13 de julio de 1999