Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Giro de la UE para dar más énfasis al crecimiento económico

La presencia de nuevos líderes impulsa a la Unión a bajadas de tipos de interés

La primera cumbre de la Unión Europea (UE) a la que asistían los nuevos dirigentes de Alemania e Italia, Gerhard Schröder y Massimo d"Alema, respectivamente, fue escenario de un cambio político: los Quince acordaron poner el acento en el crecimiento económico y en la creación de empleo y resucitar para ello la idea de una verdadera política común económica, no exclusivamente monetaria, y compatible con el rigor presupuestario. La reunión, de carácter informal, celebrada en Viena planteó el objetivo de rebajar los tipos de interés y promover políticas más integracionistas. "Queremos más coordinación en política económica, financiera y social", se estrenó el nuevo canciller alemán. Por primera vez en muchos años, la cumbre europea estuvo marcada por un potente protagonismo de dirigentes que representan la nueva izquierda. La ausencia del líder democristiano alemán Helmut Kohl se hizo notar. En la misma reunión, el presidente del Gobierno español, José María Aznar, hizo un llamamiento a la cooperación policial y judicial entre los Quince, así como a una armonización de los procedimientos de asilo. Aznar pidió que el año próximo se celebre una cumbre especial sobre justicia e interior, e insistió en la necesidad de reforzar las medidas contra el terrorismo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 25 de octubre de 1998