Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Audiencia avisa a los letrados de oficio que no pueden renunciar a la defensa

Los abogados de oficio que sustituyan a letrados del Sindicato de Abogados Euskaldunes han sido advertidos por la Audiencia de San Sebastián de que en el supuesto de renunciar a la defensa de los procesados pueden incurrir en un delito o ser expedientados. La negativa de varios letrados euskaldunes a celebrar juicios si éstos no se celebraban íntegramente en euskera ha obligado a los jueces a suspenderlos y optar por pedir al Colegio de Abogados de Guipúzcoa que designe defensores del turno de oficio. La Sección Primera de la Audiencia donostiarra ha tenido que señalar en cuatro ocasiones el juicio contra dos personas acusadas de un delito de apología del terrorismo, debido a las sucesivas renuncias de los defensores. El fiscal pide un año de prisión para cada uno de los procesados. La próxima fecha que ha sido señalada para la celebración del juicio es la del 21 de mayo, y los acusados deberán responder por unos hechos sucedidos en 1995 en un tren en el que profirieron insultos a la policía y vivas a la banda armada. Advertencia El letrado Jon Agote, designado para defender a uno de los procesados, solicitó a la Audiencia de San Sebastián que tomase las medidas necesarias para que el juicio se celebrase sin el sistema habitual de traducción, ya que, de lo contrario, renunciaba a realizar la defensa legal del acusado José Miguel Etxeberría. El magistrado José Luis Barragán, presidente de la Audiencia donostiarra, ha dictado una providencia en la que asegura que no es competente para aceptar la renuncia de Agote y le advierte de que si abandona el acto del juicio oral puede ser acusado del delito de denegación de auxilio a la Justicia, desobediencia o se le puede incoar un expediente disciplinario. Los abogados Agote y Jon Ander Arrieta renunciaron ante el Colegio a encargarse de la defensa de José Miguel Etxeberría y del cura José Manuel Balenciaga, petición que les ha sido negada. Un grupo de abogados euskaldunes, muchos de ellos integrados en el citado sindicato, solicita que los magistrados entiendan la lengua en la que se expresa el procesado sin emplear los métodos de traducción que habitualmente se emplean en los juzgados del País Vasco. El desconocimiento del euskera por parte de los jueces y la renuncia de los letrados, a petición del cliente, a continuar con la defensa ha provocado la suspensión de varios procesos judiciales y la apertura de expedientes disciplinarios. El último de los abogados multados ha sido el letrado Luix Barinagarrementeria, a quien el juez de lo Penal donostiarra Marcelino Sexmero ha impuesto una multa de 300.000 pesetas por haber abandonado un juicio, una vez iniciada la vista oral. EGI, la organización juvenil del PNV, ha convocado para esta mañana una concentración frente a la Audiencia Provincial de Bilbao para reclamar la euskaldunización de la Justicia.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 15 de mayo de 1998