Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
OPERACIÓN TRUENO DEL DESIERTO

La ONU espera que Irak acepte el nuevo plan de alimentos por petróleo

El coordinador humanitario de Naciones Unidas, Denis Halliday, espera que Bagdad acepte el plan aprobado en la noche del viernes por el Consejo de Seguridad de la ONU, que permitirá a Irak duplicar sus ventas de petróleo para adquirir alimentos, medicinas y hacer frente a los pagos de reparación de guerra. "Estamos ansiosos de empezar a trabajar... con el Gobierno [de Irak] y alcanzar un acuerdo en el sistema de distribución conforme a estos ingresos".

La resolución del Consejo permitirá a este país vender petróleo en los mercados internacionales por un valor de 5,3 millones de dólares cada seis meses, en vez de los dos millones actuales. Esta suavización de las condiciones del embargo impuesto por los aliados a través del Consejo de Seguridad tras la guerra del Golfo, es una señal positiva para Sadam Husein en un momento en el que se está negociando el acceso a los recintos presidenciales y la desactivación de un bombardeo estadounidense. "Tal vez sea el momento perfecto porque demuestra que los miembros del Consejo de Seguridad se muestran sensibles con las necesidades del pueblo iraquí", aseguró Halliday en Bagdad.

Este incremento de las ventas de petróleo, propuesto en enero por el propio Kofi Annan, es una de las bazas negociadoras que lleva a Bagdad el diplomático ghanés.

El régimen iraquí ha exigido de forma reiterada un pacto sobre las sanciones en el que se establezca un calendario en el levantamiento del embargo, una medida que se encuentra vinculada a la inspección de los expertos de la ONU del armamento de destrucción masiva de Irak. Sadam considera que EE UU utiliza la inspección como presión para mantener de forma indefinida las sanciones.

Cuando Annan hizo público su plan de incrementar las ventas de petróleo de Irak, Washington se mostró poco entusiasta. Lo mismo que Bagdad, que insistió en no renunciar a su derecho de decidir cuáles son las prioridades de compra con los ingresos del petróleo. Ayer no se había hecho pública una reacción oficial. Fuentes próximas a la ONU creen que este asunto está vinculado al éxito de Annan.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 22 de febrero de 1998

Más información

  • Bagdad pide el levantamiento de las sanciones